La película producida por Netflix se ha convertido en una de las sorpresas del año.
La película producida por Netflix se ha convertido en una de las sorpresas del año.

‘Los dos papas’: Seis impresionantes datos de Francisco I y Benedicto XVI [FOTOS]

Ambos personajes ostentaron el cargo de Sumo Pontífice y son protagonistas de ‘Los dos papas’, la última producción de Netflix.

Mundo LR
28 Dic 2019 | 15:45 h

A pesar de haberse estrenado en los últimos días de noviembre, la serie ‘Los dos papas’ (‘The Two Popes’) ha obtenido una gran aceptación entre los suscriptores de Netflix, la plataforma que lanzó el filme, y ha cosechado grandes comentarios de la crítica.

El estreno de la cinta, además, ha planteado la duda respecto a cuál es el trato que tienen ambas figuras de la Iglesia Católica, considerando que ambos se han colocado el anillo del Pescador, que los reconoce como representantes de Dios en la tierra.

The Washington Post reveló que Theodore McCarrick envió más de 600 mil dólares al Vaticano mientras aún era investigado. Juan Pablo II y Benedicto XVI estarían involucrados.

PUEDES VER Excardenal acusado de abuso sexual habría pagado sobornos de más de 380 mil dólares a dos papas

La cinta se centra en los dos últimos papas que han sido nombrados por Roma, sede del catolicismo: Joseph Ratzinger, interpretado por Anthony Hopkins, quien era reconocido como Benedicto XVI durante sus años como papa; y Jorge Mario Bergoglio, quien es llevado a la cinta por el actor galés Jonathan Pryce, cuando aún era un cardenal y todavía no ascendía como sucesor de San Pedro bajo el nombre de Francisco I.

Sin embargo, aunque la cinta aborda o menciona muchos pasajes y datos de la vida de ambos personajes, fundamentales para la Iglesia Católica, hay otros que no son considerados en la cinta de Netflix.

El póster promocional de Los dos papas, la producción de Netflix estrenada en 2019.

PUEDES VER Los dos papas: Una amistad que supera la ficción

Los nazis desparecieron al primo de Benedicto XVI con síndrome de Down

Como es conocido, el régimen Nazi, encabezado por Adolf Hitler, buscaba la pureza de la raza aria y sus representantes alemanes, por lo cual practicaba exterminios masivos de toda aquella personas que naciera con alguna malformación, sufriera alguna discapacidad o poseyera una enfermedad incurable, pues “no eran considerados productivos”.

Precisamente, una persona que cumplía con los requisitos era el primo de Joseph Ratzinger, quien fue desaparecido por el régimen alemán.

La historia, recogida por Cheste Gillis para el portal National Reporter Catholic, incluye una declaración del propio Ratzinger: “(Mi primo) tenía 14 años y él era un poco menor que yo. Era fuerte y mostraba los típicos síntomas del síndrome de Down. Despertaba simpatía por la sencillez de su inteligencia y su madre, que ya había perdido una hija por muerte prematura, le tenía un gran cariño”, contó.

Sin embargo, cierto día llegaron oficiales a su casa y se llevaron al primo del ex papa, asegurando que las autoridades del Tercer Reich le brindarían una mejor asistencia. “Después de un tiempo llegó la noticia de que el niño había muerto de pulmonía y que su cuerpo había sido incinerado” aseguró Benedicto XVI.

A pesar de no ser tan conocida esta historia de Ratzinger, es sabido por muchos que formó parte de las juventudes hitlerianas, lo cual era obligatorio para todos los adolescentes en el país. Benedicto XVI tenía 14 años cuando se vio forzado a ingresar.

Benedicto XVI fue obligado a formar parte de las juventudes hitlerianas.

PUEDES VER Netflix presenta tráiler de “Los dos papas” con Anthony Hopkins y Jonathan Pryce [VIDEO]

Benedicto XVI es piloto de helicópteros pero no tiene licencia de conducir

En sus tiempos libres, Ratzinger asume la función de piloto del helicóptero del gobierno italiano que traslada al Sumo Pontífice o a sus funcionarios hacia Castel Gandolfo, la residencia de verano de los papas.

Según detalló la Agencia de Noticias Católicas, el cardenal alemán tiene licencia para pilotar helicópteros, una actividad que suele practicar y que “disfruta cuando viaja desde Roma hacia el palacio papal en Castel Gandolfo”.

Caso contrario sucede con los autos. Curiosamente, el papa emérito no realizó las pruebas para conseguir una licencia para conducir automóviles.

PUEDES VER El peruano que hizo zapatos para dos Papas

Benedicto XVI maneja hasta 8 idiomas

Una característica del religioso alemán y que es reconocido incluso por sus propios opositores y críticos es su capacidad para manejar diversos idiomas, además de ser un hombre culto y con una gran formación académica.

Benedicto XVI, muchas veces criticado por su posición conservadora y abiertamente opuesta al liberalismo en la Iglesia, habla con fluidez alemán (su lengua materna), inglés, italiano, francés, español y latín, siendo esta última la lengua con la que anunció su renuncia al cargo de Sumo Pontífice el 11 de febrero del 2013.

Ratzinger, además de los idiomas mencionados, puede leer el griego y el hebreo antiguo, aunque presenta dificultades por entablar una conversación con estas lenguas.

PUEDES VER Complicaciones en la labor eclesiástica del papa Francisco

A Francisco I le falta parte de un pulmón

Pocas personas lo saben, pero al religioso le falta la parte superior del pulmón derecho. Así lo confirmó el exvocero del Vaticano Federico Lombardi en una conferencia de prensa años atrás.

“Confirmo que hace muchísimos años se le retiró en una operación parte de un pulmón”, aunque destacó que eso no le ha impedido a Francisco I desenvolverse, resaltando que “quienes lo conocen siempre han visto que tiene buena salud”.

Cuando tenía 21 años, Bergoglio sufrió una pulmonía, por lo que los médicos optaron por retirarle una parte del pulmón para evitar que la enfermedad se extienda.

El sucesor de Benedicto XVI, sin embargo, aseguró que a veces debe tomar siestas de 40 minutos para soportar la agotadora rutina.

PUEDES VER Papa Francisco pide “auxilio” para Venezuela durante su mensaje por Navidad

Francisco I prometió no volver a ver la televisión

“Televisión no veo desde el año 1990. Es una promesa que le hice a la Virgen del Carmen en la noche del 16 de julio [de] 1990”, admitió Francisco I en una entrevista años atrás.

Además, dio detalles de su decisión al diario El País de España: “Yo no veo televisión simplemente porque en un momento sentí que Dios me pidió eso. Un 16 de julio del 90 hice esa promesa, y no me hace falta. Solamente fui al centro televisivo que estaba al lado del arzobispado a ver una o dos películas que me interesaban, que me podían servir para el mensaje” indicó.

A pesar de ello, algo que es conocido por muchos es que el Sumo Pontífice es hincha de San Lorenzo y al ser cuestionado cómo se enteraba de los resultados de su equipo si no veía la televisión, Jose Mario Bergoglio confesaría: “Hay un guardia suizo que todas las semanas me deja los resultados y cómo va en la tabla”.

Francisco I es hincha de San Lorenzo de Almagro.

PUEDES VER El nacimiento que le regalaron al papa Francisco: La Virgen descansa y San José cuida del niño

De técnico químico a sacerdote

Antes de ingresar a la Iglesia Católica, Jose Mario Bergoglio trabajó en el laboratorio Hickethier-Bachmann de Buenos Aires. De hecho, el actual papa egresó a los 21 años con el título de técnico químico.

Pocos después, descubriría su verdadera vocación, ingresando al seminario católico en marzo de 1958 y ordenándose años después.

Video Recomendado

Lazy loaded component