Cajamarca: denuncian invasión de complejo arqueológico Huaca Chaquiras

Alrededor de 50 personas construyeron viviendas rusticas y de material noble. Además, lotizaron parte del área de esta zona protegida por el Estado.

Policía y personal del museo constató la afectación a dicho patrimonio cultural. Foto: museo Tumbas Reales de Sipán/Facebook
Policía y personal del museo constató la afectación a dicho patrimonio cultural. Foto: museo Tumbas Reales de Sipán/Facebook
LR Norte

A través de un comunicado de prensa, el museo Tumbas Reales de Sipán (Lambayeque) denunció que unas 50 personas invadieron la zona intangible protegida por el Estado del sitio arqueológico Huaca Chaquiras, ubicada en el centro poblado Majín, distrito de Miracosta, provincia de Chota, región Cajamarca.

Este hecho fue puesto en conocimiento de los agentes de la Comisaría de Chongoyape (Lambayeque-límite con Cajamarca), quienes, en compañía de personal del museo, efectuaron una constatación del lugar y se detectó la afectación a este importante patrimonio cultural.

Según detalla el museo, los invasores instalaron cercos de palos y alambre de púas, levantaron chozas y lotizaron la superficie con tiza para la construcción de una cancha deportiva. Además, se construye una vivienda de material noble y realizan excavaciones que alteran el monumento arqueológico.

El complejo Huaca Chaquiras es una zona arqueológica de 14 hectáreas, con ocupación Mochica Tardío y de la cultura Cajamarca. Es un sitio arqueológico donde este año el museo Tumbas Reales de Sipán ha programado la ejecución de investigaciones como parte del Proyecto Arqueológico Valle de Lambayeque.

La ilegal ocupación de este monumento fue notificado a las autoridades policiales, Prefectura Regional, Unidad Ejecutora N. º 005 Naylamp Lambayeque, y a la Dirección Desconcentrada de Cultura. Se espera que en las próximas horas sean desalojados y con ello desplegar la protección de este espacio.

Protección del Estado

Los sitios arqueológicos, de acuerdo con la ley, son propiedad del Estado, independientemente de si se encuentran ubicados en terreno público o privado. Los monumentos son intangibles, inalienables e imprescriptibles. Su alteración y/o destrucción se halla penada por la Ley, pudiendo castigarse hasta con ocho años de cárcel y 1.000 UIT (S/ 3 700 000) como sanción administrativa.