Conoce 4 métodos para prevenir el cáncer de cuello uterino

La República
15 Jul. 2019 | 21:00h

El cáncer de cuello uterino, en el 70% de casos, es ocasionado por el Virus del Papiloma Humano (VPH), que es una de las infecciones de transmisión sexual más comunes que afecta a hombres y mujeres.

Según Mauricio León Rivera, médico cirujano oncólogo, “existen más de 100 tipos diferentes de VPH, de los cuales las cepas 16, 18, 31 y 33 son considerados de alto riesgo, ya que son responsables del 70% de casos de cáncer de cuello uterino’’.

PUEDES VER Selección peruana promueve campaña de prevención contra el cáncer de testículos y pene

Esta enfermedad es considerada como la segunda causa de muerte por cáncer en la mujer peruana y también la segunda en la ciudad de Lima. Es por este motivo que la Liga Contra el Cáncer enseñó qué métodos y chequeos se deben realizar en cada etapa de la vida de una persona.

El primero consiste en la vacuna de prevención, que puede ser colocada desde los nueve años de edad. Esta es considerada como el método más seguro, eficaz y con mayor protección para evitar la enfermedad. Para este 2019, el Ministerio de Salud (Minsa) tiene como meta el vacunar a 269 316 niños entre nueve y 13 años de manera gratuita. Ellas deben contar con la autorización de sus padres.

El segundo método consiste en realizarse el Papanicolaou, al menos una vez por año, desde que la mujer inicia su vida sexual. La Liga Contra el Cáncer señala que este examen puede ayudar a detectar, así como prevenir, el cáncer de cuello uterino. Durante el procedimiento, se toman muestras de células del cuello del útero y también del canal cervical para que luego sean enviadas al laboratorio y estudiadas. Esta prueba es una manera rápida de detectar la enfermedad de forma precoz.

PUEDES VER Cada año cerca de 5 000 personas fallecen por cáncer al estómago en Perú

Asimismo, después de los 30 años se debe realizar una inspección de ácido acético (IVAA). En este examen se aplica el ácido mencionado que, después de cerca de un minuto, permite observar cambios en el cuello del útero, lo que determina si es que hay presencia o ausencia de lesión precancerosa en el mencionado órgano.

Por último, también existe la prueba del VPH, el cual detecta la presencia del virus del papiloma humano. El médico puede recomendar esta prueba en caso de que el Papanicolaou arroje un resultado anormal con células escamosas atípicas de significado indeterminado y si es que la paciente tiene más de 30 años.