34 feminicidios y cerca de 12 mil casos de violencia contra la mujer

Región Lambayeque. Los datos de la Defensoría y la Fiscalía de Familia indican que existe un incremento del 100% de casos este año en Chiclayo, JLO y La Victoria.

Región Lambayeque. Los datos de la Defensoría y la Fiscalía de Familia indican que existe un incremento del 100% de casos este año en Chiclayo, JLO y La Victoria.

Ysela Vega Huayambal
Chiclayo

Según el reporte de Adjuntía Nº 002-2018 de la Defensoría del Pueblo, la región Lambayeque registra 34 casos de feminicidios que lo ubican en el décimo lugar en el país. En tanto la estadística del Ministerio Público no es alentadora, en razón que entre enero al 7 de noviembre del año en curso registra 11,941 denuncias por violencia contra la mujer, lo que significa un incremento del 100% con relación al 2017.

El jefe de la Oficina Defensorial de Lambayeque, Julio Hidalgo Reyes, manifestó que aún falta mucho por hacer en protección de la mujer.

“Las autoridades reconocen la falta de eficiencia en la atención y en la ejecución de medidas a favor de las víctimas”, expresó en el evento “Por un Perú con Mujeres Libres de Violencia”.

A su turno la fiscal de Familia, Nadia Núñez Masías, enfatizó que en el 2017 se reportaron 6,356 denuncias, siendo 3,900 por lesiones leves y 1,000 por violencia psicológica.

Mientras en 2018 se registran 11,941 denuncias, lo que representa un incremento del 100% con relación al año pasado. De este total, especificó que 5,972 son casos por violencia física y 2,700 por violencia psicológica.

La magistrada precisó que la mayoría de casos provienen de los distritos de La Victoria, José Leonardo Ortiz (JLO) y Chiclayo. Estas dos últimas jurisdicciones concentran el 80% de la carga procesal.

Asimismo anotó que en el 2017 se consiguió 448 sentencias y en lo que va del 2018 se dictaron 220 sentencias. Además, remarcó, hay acuerdos reparatorios, 31 principios de oportunidad y 562 procesos derivados al Poder Judicial.

Archivo: 50% de casos

La representante del Ministerio Público subrayó que resulta preocupante que el 50%, que comprende 5,000 casos, se archivan. Explicó que entre las causas principales de este problema es que la víctima desiste del proceso, pues no es consecuente, ya que considera que con acudir a la comisaría concluye su participación.

“Es decir, se empoderó en su denuncia, pero no en el seguimiento del caso. Nuestros fiscales penales se sienten amarrados de las manos cuando la víctima les cierra las puertas.

Los operadores de justicia no podemos asegurar que el victimario irá preso, ya que estamos sometidos a una normativa con el Nuevo Código Procesal Penal (NCPP)”, expresó y agregó que hay 220 presos por violencia en este año y en el 2017 se apresó a 448 sujetos que en su mayoría proviene de las zonas rurales.

Núñez afirmó que el Instituto Médico Legal solo cuenta con seis peritos psicológicos, pero se necesitan más profesionales. Agregó que urge crear Fiscalías Especializadas en Violencia de Género.

Por su parte, el juez superior Edilberto Tanta enfatizó que hay 10 mil procesos civiles por medidas de protección en los diferentes juzgados. “Se impulsa un trabajo para una mejor atención”, puntualizó.

Te puede interesar

CONTINÚA
LEYENDO