Fiscalía solicitó documentación para investigación a Cipriani

Caso Sodalicio. Ministerio Público investiga a Juan Luis Cipriani y otras tres personas por encubrimiento. Buscan conocer qué sucedió con denuncias de abuso a menores que llegaron a la Iglesia. Víctimas esperan que el Poder Judicial programe audiencia de prisión preventiva contra Luis Figari.

8 Ago 2018 | 7:30 h

Caso Sodalicio. Ministerio Público investiga a Juan Luis Cipriani y otras tres personas por encubrimiento. Buscan conocer qué sucedió con denuncias de abuso a menores que llegaron a la Iglesia. Víctimas esperan que el Poder Judicial programe audiencia de prisión preventiva contra Luis Figari.

La 25° Fiscalía Provincial Penal de Lima solicitó documentación a la Conferencia Episcopal Peruana (CEP) en el marco de la investigación abierta al cardenal Juan Luis Cipriani por el presunto delito de encubrimiento en el caso Sodalicio.

Según un oficio de la Fiscalía, se pidió "con carácter de urgente" el comunicado de la CEP, difundido el pasado 1 de junio, en el que se indica que no es absoluta la prohibición para que Luis Figari, fundador del Sodalicio de Vida Cristiana, vuelva al Perú.

PUEDES VER Cipriani opina sobre difusión de "Audios CNM": "Son como un chantaje"

"Si en el futuro surge la necesidad de que Luis Figari regrese a Perú para rendir cuentas a la justicia, su regreso podrá ser autorizado", se lee en el comunicado.

La Conferencia Episcopal señaló que la permanencia de Figari en Italia solo tenía como objetivo evitar que cause más daños a los creyentes católicos en el país.

En la mira de la Fiscalía también están Víctor Huapaya, vicario judicial y presidente del Tribunal Eclesiástico del Arzobispado de Lima; Enrique Elías Dupuy, procurador del Sodalicio de Vida Cristiana; y Alessandro Moroni, superior general del Sodalicio de Vida Cristiana.

Todos ellos son investigados por la presunta comisión de los delitos de encubrimiento personal y real, obstrucción a la justicia y omisión de denuncia, así como contra la libertad sexual, en calidad de cómplices.

Según pudo conocer La República, la Conferencia Episcopal hizo entrega del documento dentro del plazo establecido por el Ministerio Público.

Intentamos comunicarnos con el cardenal Juan Luis Cipriani, pero al cierre de esta edición no se obtuvo una respuesta de la autoridad eclesiástica.

PESQUISAS

En el 2016, el fiscal superior Carlos Villalta Infante ordenó que se abriera una investigación preliminar por encubrimiento, con el fin de conocer qué hizo la Iglesia católica ante las denuncias de abusos sexuales a menores que le fueron reportadas.

El Instituto de Defensa de los Derechos del Menor denunció en el 2015 que Juan Luis Cipriani, en su calidad de moderador del Tribunal Eclesiástico, fue informado de que cuatro personas habrían sufrido agresiones sexuales, cuando eran menores de edad, por parte de Luis Figari Rodrigo y otros miembros del Sodalicio, y no habría hecho nada al respecto.

Según indicaron, las cuatro denuncias identificadas que llegaron al Tribunal Eclesiástico entre el 2011 y el 2013 fueron remitidas a la Santa Sede y no a la Fiscalía.

El Ministerio Público archivó el caso sosteniendo que Cipriani no tenía la "obligación de conocer el tenor o contenido de las cuatro denuncias presentadas por los integrantes del Sodalicio de Vida Cristiana contra Luis Fernando Figari".

Es ante la apelación de la institución que denunció que el fiscal superior dispone una investigación contra Cipriani y las otras tres personas.

Se debe señalar que otra Fiscalía está investigando los abusos sexuales y psicológicos que se produjeron contra menores de edad por parte de miembros del Sodalicio de Vida Cristiana.

PROTECCIÓN

Tras la publicación del libro Mitad monjes, mitad soldados, que presenta testimonios de exsodálites que sufrieron de abuso sexual, el cardenal Juan Luis Cipriani trató de proteger a Luis Figari al expresar que no se debería adelantar una opinión sobre el caso que lo involucra.

En su programa radial "Diálogos de Fe", Cipriani aseguró que el fundador del Sodalicio no debe ser condenado "sin dejarlo defenderse".

"No podemos decir expulsión porque no tenemos la certeza de la culpabilidad, pero sí la separación por el bien de la institución", declaró el cardenal tras haberse difundido los graves testimonios.

Juan Luis Cipriani también hizo un llamado para no estigmatizar al Sodalicio por las denuncias en contra de Figari.

"Tengo la obligación de salvar la honra e imagen de muchos miembros que hacen una buena labor. No todos pueden estar bajo el estigma de que es una institución que está podrida", manifestó.

"El superior general de los sodalicios tiene que conminar a Figari a dar la cara y a hablar", agregó.

Luis Figari continúa viviendo en las afueras de Italia.

INTERVENCIÓN

Este año, antes de visitar nuestro país, el papa Francisco anunció su decisión de intervenir el Sodalicio ante las numerosas denuncias de abuso a menores.

"El Papa ha demostrado ser particularmente atento a la gravedad de la información relativa a la normativa interna, la formación y la gestión económica y financiera, por lo que instó a la atención a la Congregación. A esto se agregaron, recientemente, la serie de medidas adoptadas por la autoridad judicial peruana contra el señor Luis Fernando Figari", indicó el Vaticano.

La Santa Sede nombró al obispo colombiano Noel Antonio Londoño Buitrago en el cargo de comisario apostólico del Sodalicio.

La medida tomada por el pontífice permitirá que el obispo intervenga en todas las decisiones que tome la organización.

No fijan fecha para audiencia desde diciembre

- Las víctimas de abuso sexual, físico y psicológico del Sodalicio de Vida Cristiana se encuentran a la espera de que la justicia programe una audiencia para evaluar el pedido de prisión preventiva contra los sodálites Luis Figari, Virgilio Eugenio Levaggi Vega, Jeffery Stewart Daniels Valderrama y Daniel Bernardo Murguia Award.

- La solicitud de la fiscal María León Pizarro, de la 18 Fiscalía Penal Provincial de Lima, fue presentada en diciembre y hasta la fecha no se ha programado la audiencia.

- La decisión está en manos de la jueza Fernanda Ayasta, del 25° Juzgado Penal de la Corte Superior de Justicia de Lima.

- El pedido de prisión preventiva se relaciona a los presuntos delitos de asociación ilícita para delinquir y lesiones psicológicas graves.

Te puede interesar