Víctor Prado: “Tenemos coincidencias con la propuesta del Ejecutivo”

Víctor Prado Saldarriaga. Presidente del Poder Judicial.

Víctor Prado Saldarriaga. Presidente del Poder Judicial.

Prado Saldarriaga considera que hay cambios que deben hacerse ya, como recortar beneficios a jueces investigados. Anuncia un desplazamiento de la Corte Suprema los días 23 y 24 de agosto a todas las cortes superiores en emergencia para analizar su funcionamiento y la probidad de sus magistrados.

¿Cómo se complementan las iniciativas del presidente Vizcarra para la reforma judicial con las que usted plantea?

Hay coincidencias en varios aspectos. Escuchamos con suma atención los anuncios del presidente el pasado 28 de julio, pero días antes el Poder Judicial puso en conocimiento, propuestas de reforma urgente del sistema de justicia. Hay cuando menos tres aspectos en los cuales hay una identidad bastante notoria: en primer lugar, está la necesidad de contar con un nuevo diseño, perfil y procedimiento de elección de magistrados a través del CNM.

Entonces, ¿se reformulará el CNM en sus competencias?

Diría que sí. Nuestro modelo apunta a que la Academia de la Magistratura forme a los aspirantes por un periodo de dos años. Los jóvenes que egresen de las universidades y que tengan vocación por el servicio de justicia pasarían por las aulas de esta academia, donde serían formados en temas técnicos y en valores propios del ejercicio de la función judicial.

Se requiere procesos más rigurosos para los aspirantes a altos cargos en el sistema judicial. ¿Se está haciendo?

Se hace y no a la vez. Lo que hemos conocido a través de los audios muestra lo manipulable de estos procedimientos y, por ende, es muy importante una reorganización de la Academia de la Magistratura. Esto implica un filtro desde el acceso a este organismo hasta el producto final, que permita obtener a los mejores para que aspiren a enfrentar un concurso para llegar a cumplir las plazas judiciales. Hoy no se hace, la Academia de la Magistratura realiza cursos muy breves, a distancia, y así no forjamos jueces ni hacemos una evaluación de las otras características que debe tener un magistrado, sobre todo la probidad.

Lo importante en esta reforma es que las autoridades se apoyen entre sí. ¿Hay garantías desde el Ministerio Público con el señor Chávarry?

Lamento que el Ministerio Público hoy esté atravesando por una etapa de contradicciones por parte de sus altos funcionarios y operadores en los casos emblemáticos que lleva. No es el momento de mirar la paja en el ojo ajeno, sino el tablón que tenemos en el propio, por ende estamos en una etapa de analizar nuestra institución. Entonces, yo dejo a esta organización, que es un sistema constitucional y autónomo, que evalúe su situación.

Tenemos jueces como el expresidente Duberlí Rodríguez, que están implicados en los audios, pero siguen en el PJ...

Duberlí Rodríguez sigue siendo juez de la Corte Suprema porque él no ha sido objeto de una suspensión, los jueces supremos cuentan con un fuero especial para suspenderlos o destituirlos, que es el CNM.

¿Se revisarán fallos de jueces investigados como los del señor Hinostroza Pariachi?

Indudablemente. La revisión de las decisiones que ya han adquirido cosa juzgada tienen dos procedimientos que la legislación actual permite y los seguiremos. Primero es discutir si son sentencias condenatorias a través de un proceso de revisión que tiene casos muy puntuales, si se trata de sentencias que han marcado líneas de jurisprudencia.

¿Cuáles son?

La Sala de César Hinostroza emitió dos decisiones con característica de convertirse en un precedente obligatorio. Una fue la de lavado de activos y otra por la aplicación de penas en caso de delitos sexuales en agravio de menores. Revertimos la primera a tiempo con una sentencia plenaria de la Corte Suprema. Estamos por plantear un nuevo pleno jurisdiccional para destruir la otra sentencia. Por un delito de violación la condena es de 25, 35 años y para violación de menores, cadena perpetua. ¿De dónde se crean posibilidades de aplicar una pena de 6 años y pretender que esa decisión la tengan que seguir todos los jueces? Eso es lo primero que vamos a revertir. 

Te puede interesar


CONTINÚA
LEYENDO