VACUNAFEST - Todo sobre la jornada de inmunización para jóvenes de 25 años a más

Anciano muere de COVID-19 tras ceder su cama de hospital a joven en India

“Ya he vivido mi vida y preferiría dejarlo al destino en lugar de bloquear una cama durante dos o tres días a costa de un paciente más joven”, afirmó Narayan Dabhalkar a pocos días de fallecer.

Narayan Dabhalkar, de 85 años, fue avisado por los médicos de que su situación era crítica, pero quedó impactado por las súplicas de la esposa de un hombre de 40 años. Foto: difusión
Narayan Dabhalkar, de 85 años, fue avisado por los médicos de que su situación era crítica, pero quedó impactado por las súplicas de la esposa de un hombre de 40 años. Foto: difusión
Mundo LR

Un hombre de 85 años con niveles de oxígeno en constante descenso salió voluntariamente de un hospital situado en la ciudad de Nagpur, estado de Maharashtra (India), para dejarle su cama a un paciente más joven. Poco tiempo después falleció a causa de la COVID-19.

Los familiares de Narayan Dabhalkar aseguraron que decidió regresar a su casa después de ver a una mujer suplicando que admitieran a su esposo de 40 años, por lo cual optó por renunciar a su cama para salvarle la vida, reportó este miércoles 28 de abril el medio local Times of India.

El consejo médico del hospital gubernamental Indira Gandhi estaba en contra de darle el alta e incluso los doctores le dijeron directamente a Dabhalkar que su estado no era estable, por lo cual necesitaba tratamiento en el centro de salud.

De acuerdo a los informes, reseñados por India Today, la respuesta del octogenario a los médicos fue contundente. “Tengo 85 años. He vivido mi vida. Salvar la vida de un joven es más importante. Sus hijos son pequeños (...) por favor, denle mi cama”.

Lazy loaded component

“Mi padre dijo que preferiría pasar sus últimos momentos con nosotros. También nos habló del paciente joven: ‘ya he vivido mi vida y preferiría dejarlo al destino en lugar de bloquear una cama durante dos o tres días a costa de un paciente más joven”, corroboró la hija de Dabhalkar, Aasawari Kothiwan.

En conversación con Times of India confesó que “fueron dolorosos” los últimos instantes de vida de su papá. “Sus uñas se pusieron negras y sus miembros se habían adormecido. Murió después de tener algunos bocados de mi mano”.

Sobre el paciente de 40 años los medios locales no ofrecieron mayores detalles y se desconoce su estado actual. Este suceso ocurre en medio de una situación crítica en la India, golpeada como nunca por el coronavirus SARS-CoV-2 y, al parecer, mayormente por la variante local B.1.617.

Este miércoles India superó las 200.000 muertes por COVID-19 tras registrar más de 3.000 decesos en 24 horas por primera vez. Además, contabilizaron la inédita cifra de 360.000 contagios.