Lazy loaded image

Remedios caseros para la gastritis

La República
01 Mar 2019 | 6:02 h

La gastritis es una enfermedad que puede curarse con remedios caseros. Conoce cuáles puedes probar para sanar la gastritis nerviosa y la gastritis crónica.

Los remedios caseros son muy utilizados para curar algunos males. Uno de ellos es la gastritis y sus diversas variantes como la gastritis nerviosa y la gastritis crónica.

Entérate más acerca de esta enfermedad y el proceso de sanación que puedes seguir a través de los remedios caseros que te presentaremos.

PUEDES VER Síndrome de Asperger: ¿Cómo ayudar a las personas que lo tienen?

¿Qué es la gastritis?

La gastritis es una enfermedad que se caracteriza por la inflamación de la 'mucosa gástrica', una capa de células que cubre el estómago.

Los síntomas son dolor de estómago, eructos frecuentes e indigestión después de cada comida, molestias que podrían ser provocadas por el estrés, el nerviosismo, el abuso de alcohol y los malos hábitos alimenticios.

Este mal puede ser gastritis nerviosa gastritis crónica, según los síntomas que se presenten.

¿Qué es la gastritis nerviosa?

La gastritis nerviosa, también conocida como dispepcia funcional, no inflama el estómago como los otros tipos de gastritis.

No obstante, genera los mismos síntomas que esta enfermedad: ardor en el estómago, acidez y sensación de llenura.

Los problemas emocionales como la ansiedad, el nerviosismo y el estrés son los causantes de la gastritis emocional.

Las molestias que genera la gastritis nerviosa pueden desaparecer si es que se realizan cambios en la alimentación y se sigue un tratamiento que involucre el consumo de antiácidos y calmantes de la mucosa.

El tip más esencial para frenar este tipo de gastritis es el control de las emociones.

Remedios caseros para la gastritis nerviosa

La gastritis nerviosa se puede curar a través de los remedios caseros que te presentaremos a continuación.

JUGO DE PAPA

El jugo de papa puro puede ayudar a aliviar la gastritis nerviosa y la gastritis crónica si es que se consume en ayunas. Este remedio actúa como un antiácido.

Primero, debes pelar una papa y pasarla por el rallador.

Luego, tienes que exprimir el alimento rallado o presionarlo contra un colador fino.

Este jugo debe tomarse 30 minutos antes de las comidas principales o siempre que se sienta los síntomas de la gastritis.

Jugo de papa

Un remedio casero para curar la gastritis es el jugo de papa por sus propiedades antiinflamatorias.

CONGOROSA

La congorosa es una planta medicinal que también ayuda a curar la gastritis. Sus propiedades reducen la acidez estomacal y regeneran el estómago.

Para prepararlo solo debe servirse una cucharada de sus hojas en una taza de agua hirviendo, colar y tomar caliente después de haberlo dejado reposar durante 10 minutos.

Es recomendable que se beba en ayunas y media hora antes de las comidas.

Congorosa

La congorosa también es un remedio casero que alivia los dolores que genera la gastritis.

TÉ DE ACELGA

Tomar en ayunas té de acelgas puede curar la gastritis, siempre y cuando se beba media hora antes de las comidas.

Para prepararlo se necesitan 4 hojas de acelga, miel y una taza de agua hirviendo.

También se puede aliviar la inflamación y disminuir el dolor de esta enfermedad consumiendo jugo de limón puro.

Té de acelga

El té de acelga ayuda a aliviar la gastritis nerviosa.

¿Qué es la gastritis crónica?

La gastritis se convierte en crónica cuando la persona que lo padece sufre sus efectos durante más de tres meses.

Esta se puede clasificar en cinco: gastritis leve, gastritis moderada, atrofia gástrica, gastritis crónica antral y gastritis crónica en el cuerpo del estómago.

La gastritis crónica leve se caracteriza por afectar, generalmente, la parte más externa del estómago.

La gastritis crónica moderada es la que daña más el estómago y la atrofia gástrica es cuando la pared del estómago está destruida. Esta última es la fase más avanzada de la gastritis.

La gastritis crónica antral compromete la parte final del estómago a causa de la bacteria Helicobacter Pylori.

Finalmente la gastritis crónica en el cuerpo del estómago se caracteriza por la inflamación de la parte central del estómago a causa de reacciones del sistema inmune.

La gastritis crónica puede ser causada por medicamentos antiinflamatorios como la aspirina, infecciones bacterianas y virales, y la enfermedad de Crohn.

Esta última es una inflamación crónica del sistema digestivo que puede provocar irritación y sangrado intestinal.

Los síntomas de este tipo de gastritis son los mismos que la enfermedad misma. La única diferencia es que la gastritis crónica tienen características más sutiles y genera anemia por el sangrado del estómago u otra parte del tubo digestivo.

Remedios caseros para la gastritis crónica

Los remedios caseros que te presentaremos a continuación pueden aliviar la gastritis crónica y otras de cualquier tipo.

JUGO DE PLÁTANO Y PERA

Las células del estómago crean una barrera más espesa contra el ácido cuando se consume diariamente este remedio natural.

Los componentes de la pera ayudan a curar la gastritis nerviosa porque contienen vitaminas del complejo B.

Jugo de plátano y pera

El jugo de plátano y pera también puede curar la gastritis

TÉ DE JENGIBRE

Los cólicos, gases, acidez, inapetencia, mareos y náuseas se pueden aliviar con el consumo del jengibre, el tallo de una planta que posee características digestivas.

Solo necesitas 2 centímetros de jengibre fresco o una cucharada de jengibre en polvo y un litro de agua.

Té de jengibre

El té de jengibre es un remedio casero que ayuda a aliviar los dolores de la gastritis

JUGO DE PAPAYA Y PLÁTANO

Es preferible que el jugo de papaya y plátano se consuma con yogur natural o leche desnatada.

Esta bebida es una gran opción para consumir en la merienda porque no causa ninguna irritación.

Jugo de papaya y plátano

El jugo de papaya y plátano es un remedio casero cuyas propiedades ayudan a mejorar la salud de una persona con gastritis

Gastritis erosiva en los niños

En los niños, la gastritis erosiva se puede presentar por estrés, malos hábitos alimenticios o contagio de la bacteria helicobacter pylori.

Los síntomas que pueden presentarse en los pequeños son dolor abdominal, rechazo a los alimentos, sensación de vacío en la boca del estómago, náuseas, aliento con olor a ácido y sensación de que la comida se regresa (reflujo).

Para curar este tipo de gastritis en los niños, los nutricionistas recomiendan que el menor no vaya al colegio sin antes haber tomado desayuno, prepararle 5 comidas diarias, evitar darle frituras y controlar que el pequeño coma lentamente.

Gastritis erosiva en el embarazo

El daño de las defensas de la mucosa gástrica genera la gastritis erosiva, una enfermedad que suele ser aguda, pero que también puede ser subaguda o crónica.

Las causas frecuentes de las gastritis erosiva es el consumo de alcohol y el estrés.

También se puede presentar por radiación, infecciones virales, lesiones vasculares y traumatismo directo.

En ocasiones carece de síntomas o son pocos los indicadores que sufren las personas que lo tienen.

Para determinar que se sufre de gastritis erosiva, el paciente debe someterse a una endoscopia.

Durante el embarazo, la gastritis erosiva se presenta durante el crecimiento de la panza de la gestante.

Los síntomas son las náuseas y vómitos. Para determinar que una persona embarazada sufre de gastritis erosiva, el doctor evaluará si es que es por consumo de antiinflamatorios, por la bacteria helicobacter pylori o consumo de alcohol.