MUNDIAL QATAR 2022POLLA MUNDIALISTA
DINA BOLUARTE - reacciones tras juramentación de la primera presidenta del Perú
Espectáculos

Christian Yaipén sobre su participación en “La voz Perú”: Cuando me llamaron me puse a llorar

El vocalista del Grupo 5 y entrenador del reality de canto “La voz Perú” es una de las figuras más queridas de la industria musical. Descubre cómo fueron los inicios de Christian Yaipén y cómo se vivió la final del programa.

Christian Yaipén cuenta sus expectativas para la final de “La voz Perú”. Foto: Abel Serapio/Grupo5
Christian Yaipén cuenta sus expectativas para la final de “La voz Perú”. Foto: Abel Serapio/Grupo5
Viviana Francia

Christian Yaipén es el menor de los hijos del recordado Elmer Yaipén, fundador del Grupo 5. Con tan solo 28 años es el vocalista principal de una de las agrupaciones de cumbia más grandes de país. Hasta este sábado 20 de agosto podremos disfrutar de su talento y carisma en el programa de canto “La voz Perú”, junto a Daniela Darcourt, Eva Ayllón y Noel Schajris.

El cantante contó en una exclusiva conversación para La República los detalles de sus inicios en la música, cuando apenas estaba en el colegio y acompañaba a la agrupación en las giras, hasta llegar a ser uno de los mayores representantes del género a puertas de los 50 años del Grupo 5. Además, habló sobre lo que espera para la gran final de “La voz Perú”.

Christian Yaipén es vocalista del Grupo 5. Foto: Abel Serapio/Grupo5

Estudiaste en la prestigiosa universidad de Berklee, ¿qué fue lo más difícil de esta etapa?

—Lo más difícil de mis estudios en Berklee fue el nivel académico. Había gente muy superdotada, con mucho talento, como quien dice puros genios en el aula. La mayor dificultad fue que yo venía con un nivel de inglés muy bajo. A diario trataba de ser un buen alumno, ser alguien que el profesor recuerde, sobre todo sacar buenas notas para no defraudar a la familia, que era lo más importante porque confiaba en mí.

¿Qué te inspiró a poder seguir en la música, además de provenir de una familia de artistas?

—Yo no diría que la familia Yaipén está llena de artistas. Si vas al norte, encuentras muchos Yaipén y no necesariamente se dedican al arte o cantan.

Pero en mi caso, desde muy niño ha sido mi sueño pertenecer al Grupo 5, me encantaba ver a mi papá cantar en vivo. Después llegó el boom de “La culebrítica”, “Motor y motivo”, me fascinaba ver cómo la gente gritaba y se emocionaba. Cuando terminé el colegio se volvió uno de mis propósitos, es por eso que decido estudiar Ingeniería de Sonido como carrera, pero sin dejar de lado el canto, que era lo que más amaba y uno de mis sueños a cumplir.

Recuerdo que siempre estuve ligado al Grupo 5 y quería grabar algo hasta que me dieron la oportunidad y hasta hoy no he parado.

Christian Yaipén siempre anheló pertenecer al Grupo 5. Foto: Abel Serapio/Grupo5

¿Cómo es que inicias en el Grupo 5?

—El Grupo 5 es una empresa familiar creada por mi padre y mi tío Víctor. Luego, mi tío Víctor decide crear orquesta Candela. Les iba muy bien a ambos y en un trato firmado legal decidieron que mi tío Víctor se quedara con orquesta Candela y mi papá con Grupo 5.

Mi casa estaba llena de Grupo 5 y, cuando él fallece, mi hermano me da la oportunidad de cantar. Me gané el derecho a vivir una canción que él interpretó desde muy niñito, como a los 7 años, pero igual no era con la intención de pertenecer ya al grupo, sino que era como el menor cantando.

Mi hermano Elmer siempre me inculcó a pertenecer a la agrupación. Desde que murió mi papá, él es el productor musical de todas las canciones. Todo lo que conozcan de Grupo 5 hoy, él es el arreglista y yo estaba con él porque me llevaba como su llavero.

Siempre estuve respirando Grupo 5 en casa, ya profesionalmente después de graduarme en Berkley empecé a cantar algunas canciones de mi papá. La gente en el norte lo tomó muy bien y veían en mí al heredero de la voz de don Elmer. Y eso me permitió ir escalando, ir grabando nuevas canciones y de a poquitos ocupar un buen lugar en el Grupo 5.

Justamente nos hablas de recuerdos con tu papá, ¿cómo influenció en tu carrera musical?

—Mi padre, al ser el dueño total de Grupo 5, siempre inculcaba a sus hijos a que remen este barco. La vida del músico y la vida, sobre todo aquel que tiene una orquesta a cargo, es muy dura. Hoy el grupo es muy famoso, muy exitoso, es muy querido y todo está bien, pero cuando uno empieza no es tan bonito.

¿Cuál es el mejor recuerdo que tienes de él?

—Él me enseñó a cantar. El recuerdo más bonito es cuando gané un concurso en Monsefú con una canción que él me dio. En cualquier entrevista en la que él hablaba siempre se refería a mí como el cantante y yo creo que puso en su boca muchas cosas que se cumplieron.

Mucho se habla de las presentaciones del Grupo 5 y del precio. ¿Cuánto puede costar una hora de concierto aproximadamente?

—En realidad, yo no veo el tema del costo. Los conciertos normalmente duran cuatro horas, pero no son las sumas exorbitantes que dicen, hay para todos los bolsillos. El Grupo 5 ha llegado a tener un muy merecido reconocimiento por su limpio trabajo. Respecto al precio, creo que cada uno se acomoda a lo que puede contratar. Me toca muchísimo cantar para bodas y eventos sociales.

Sin embargo, en la locura del TikTok, Facebook e Instagram se habla de precios exorbitantes, pero si fueran así, no deberíamos estar tocando, no tendríamos trabajo.

Christian Yaipén en una presentación del Grupo 5. Foto: Abel Serapio/Grupo5

¿Cómo es que recibes la llamada para poder participar en “La voz” y cuál es la experiencia de ser entrenador de un formato internacional?

—Realicé una llamada al gran Carlitos Sánchez en Colombia y le pregunté: “Carlitos, me encantaría algún día estar en ‘La voz’”. Luego, cuando estaba en Miami, recibo una llamada de Anita Roca Rey y de Susana Umbert, que me invitaban para ser el cocoach de Eva y estaba superfeliz.

La primera vez que conversé con la maestra Eva tuvimos una química muy rápida y nos entendíamos mucho. Hablábamos el mismo idioma, tenemos la misma manera de pensar. El programa era grabado, pero cada vez que se paraba decía: “Él debería tener una silla, tú vas a tener una silla”. Y así fue.

Luego recibí una llamada para pertenecer a “La voz kids”. Yo me puse a llorar de felicidad porque era un logro bastante grande. Tengo 28 años y me han pasado cosas muy bonitas a mi corta edad, que le agradezco a Dios por todas las oportunidades. Yo soy muy creyente y agradecido en ese aspecto. Compartí grabaciones con Joe Montana, con Danielita Darcourt y con la maestra Eva. La pasamos muy bien, siento que siempre he sido transparente y hasta el día de hoy mantengo eso.

Terminé “La voz kids” con Angelito, que para mí es un tremendo cantante y lo que sigue fue otra llamada que me emocionó más porque me invitaron para “La voz Perú”, ya era como que el formato más grande que existe. Yo creo que han sido muchos regalos juntos de Dios en tan poco tiempo.

¿Cómo es que decides voltear por un participante?

La mayoría de veces es por su interpretación, por su manera de cantar. Eso es algo vital para mí porque hay mucha gente en la calle que canta muy bien, que es afinada y ya, pero la gente que transmite y que pueda atravesar un televisor, que tú puedes estar —no sé, en Tacna— sentada en frente a tu TV y empezar a llorar por lo que escuchas, por lo que un participante hace, eso va más allá de una voz afinada o de un color de voz bonito y punto.

¿Cómo es tu relación con los demás entrenadores?

No queremos mucho los cuatro, hemos desarrollado una amistad muy bonita. Hoy por hoy estamos en vivo, el sábado acaba esto, pero antes las grabaciones eran desde el mediodía hasta las 8.00 p. m. o 7.00 p. m. Era como estar en el colegio, llegar a las 10.00 a. m. para que te maquillen y estar en la chacota por más de ocho horas.

Imagínate, prácticamente convives con alguien. Terminamos de grabar y, en vez de irnos a la casa, nos íbamos a comer. Se formó una relación muy bonita entre la maestra Eva, Danielita y Noel, que nos abrió su corazón infinitamente.

Siempre he sido fan de Noel y de Sin Bandera, entonces uno lo ve como inalcanzable, pero cuando te das cuenta de que es todo lo contrario, que es un mate de risa, que es superhumilde, es algo que a uno mismo le enseña y me pasó con muchos artistas en la universidad. Tuve la oportunidad de almorzar con Alejandro Sanz, de conocer al maestro Juan Luis Guerra y cuando te das cuenta de que ellos son así, entonces a uno solo le queda aprender, son un gran ejemplo a seguir. Lo que resalto de Noel es que tiene una carrera limpia y muy bonita, que todos se mueren por grabar con él.

Christian Yaipén cuenta sobre su ingreso a "La voz Perú". Foto: Abel Serapio/Grupo5

“La voz Perú” llega a la final este sábado. ¿Qué sorpresas nos tienen preparadas?

—La sorpresa la dan ellos porque uno es el entrenador y ya estamos en una etapa donde ya prácticamente voy a sentarme y dar mi apreciación porque dependemos mucho del público y quiero que voten por su favorito. Pero también hemos conversamos entre los cuatro entrenadores y al final no es el equipo como tal el que gana, sino el cantante.

Entonces, que la gente descargue el app de Latina y que vote por quienes quieran, quienes les gusten de verdad, que le den esa oportunidad y ese trofeo a alguien que se lo merece.

¿Crees que puedes ganar con alguno de tus pupilos? ¿Quizás por ahí algún nombre?

Ahorita queda Edu, Sandra y Fernanda, esos tres son los caballos más fuertes que todo el canal sabe que yo tenía en mente, pero pasa que —al estar en vivo— si te pasa algo, te pasó y quedas eliminado.

Uno puede tener algunos algunas inclinaciones, pero ellos mismos son los que te sorprenden y es ahí donde te tapan la boca. Uno no puede hablar en realidad de “ay sí, confío en tal” porque a la hora de la hora se olvida la letra e imagínate. Entonces, este programa está lleno de sorpresas, pero me alegra mucho que estos tres semifinalistas sean Sandra, Fernanda y Edu. Se lo merecen, han trabajado mucho.

¿Cuáles son las próximas presentaciones o quizás algunos proyectos del Grupo 5 y de tu carrera musical?

—El próximo año se cumplen los 50 años del Grupo 5 y ya estamos organizando todo dentro de estos 49, hace poco estuvimos en reuniones. Haremos algo bonito, algo diferente, que la gente se sienta orgullosa. Para mí es algo que estaba guardando desde hace mucho tiempo, pero cada vez que cuento algo nunca se cumple, entonces estamos guardando este secreto. Ya dentro de algunos meses se van a enterar. De hecho que ustedes van a ser los primeros en estar invitados y esperamos también del apoyo.

Lazy loaded component

Christian Yaipén y Edu Lecca bailan hacen bailar al público en la final de “La voz Perú”

El vocalista del Grupo 5 y su finalista, Edu Lecca deslumbraron al público con el tema “Apostemos que me caso” en la final de “La voz Perú” del último sábado 20 de agosto. La dupla logró que todos se suban al escenario para bailar al ritmo de cumbia.

Lazy loaded component