Comenzaron las protestas en Arequipa y Puno para rechazar el ajuste del Impuesto Selectivo al Consumo ISC

Arequipa. En la Ciudad Blanca hubo una primera movilización ayer y anunciaron una protesta masiva para junio. Mientras que en Puno saldrán a protestar a las calles el 23 de mayo.

18 May 2018 | 8:00 h

Las primeras protestas por el incremento del Impuesto Selectivo al Consumo (ISC) en Arequipa empezaron ayer. Varios gremios alistan una seguidilla de protestas para que el Gobierno retroceda con reajustar el tributo en los combustibles.

Su aplicación en el diésel y gasolinas de 84 y 90 encarecerá productos de primera necesidad, transportados de otras ciudades, y pasajes urbanos. La Coordinadora Política Social de Arequipa fue la primera en salir en una marcha nutrida por decenas de ciudadanos. Preparan una segunda movilización para junio.

PUEDES VERRiña por el decanato del Colegio de Abogados de Arequipa se intensifica

Para Juan Carlos Gonzales, secretario de la organización, sí  tendrá un efecto en los más pobres desmintiendo lo señalado por el presidente Martín Vizcarra. Por ejemplo, temen que los transportistas urbanos planeen subir el pasaje urbano por el encarecimiento del combustible.

La manifestación inició frente a la sede de la municipalidad de Arequipa en la calle El Filtro, luego se dirigió a la Plaza de Armas de la ciudad. Gonzales Calla sostuvo que la medida tomada por el Gobierno es una forma fácil de recaudar más impuestos, afectando a los que menos tienen. La mayoría de manifestantes fueron pobladores de asentamientos humanos que piden saneamiento de sus terrenos.

La Federación Departamental de Trabajadores de Arequipa (FDTA) también realizará una manifestación el viernes de la siguiente semana. Se plegarán a esta medida los taxistas agremiados en el Cetara. Su secretario regional, Henry Ranilla, indicó que cerca de 18 mil conductores participarán de esta medida.

Se planea realizar marchas rodantes en los puntos de mayor afluencia de vehículos de Arequipa. De acuerdo a Ranilla, su gremio calculó que el incremento en el combustible supondrá una pérdida de ganancias de S/200 mensuales. El promedio de ingresos de un taxista en la ciudad es de S/2 mil. Manifestó que se incrementarán los costos de las carreras, pero no deberá sobrepasar los 50 céntimos.

En Puno Diversos gremios de esta región no están dispuestos a aceptar ningún incremento en el precio de pasajes de transporte urbano. Pese al incremento del ISC, los dirigentes sostienen que no hay razón para el incremento. El 23 de mayo se programó una marcha masiva en Puno.

Te puede interesar