EN VIVO - Perú vs. República Dominicana: sigue el encuentro por el Mundial de Vóley sub-18

Iglesia de Huaro recupera belleza barroca

Plataforma_glr

Data del Siglo XVI y está ubicada en la provincia de Quispicanchis, Cusco. Primera etapa de restauración concluida. Exhibe murales, lienzos y esculturas.

Data del Siglo XVI y está ubicada en la provincia de Quispicanchis, Cusco. Primera etapa de restauración concluida. Exhibe murales, lienzos y esculturas.

Bellos murales que se acaban de restaurar en los que se aprecia en arte barroco temibles escenas para la evangelización. (Fotos. EFE).

La iglesia San Juan Bautista, ubicada en el distrito de Huaro, provincia de Quispicanchis, Cusco, ha empezado a renacer. Se acaba de concluir la primera etapa de los trabajos de restauración y ya luce el esplendor de su arte barroco, tanto de sus murales como de sus cielos rasos.

Se tiene noticia de que esta iglesia fue edificada en la segunda mitad del siglo XVI por los jesuitas. Según información del Instituto Nacional de Cultura, entre 1675 y 1699 se comisionó a pintores y artistas locales para trabajen murales y decoraciones para difundir el Evangelio y también ilustraran el sincretismo de las creencias indígenas con el cristianismo. Para el siglo XVIII, los murales y las decoraciones habían cubierto prácticamente todo el interior del templo. Uno de los últimos maestros quien dejó sus pinceladas fue el pintor peruano Tadeo Escalante. Sin embargo, la humedad, el tiempo, la incuria y el vandalismo dejaron este bello ejemplo de arte barroco en pésimas condiciones. La tarea era restaurarlo.

Valor histórico

La iglesia fue declarada monumento histórico en 1972. Una de las personas que colaboró para buscar apoyo económico para la restauración fue Marcela Temple de Pérez de Cuéllar, esposa del embajador Javier Pérez de Cuéllar.

La solicitud de apoyo no se hizo esperar. En el 2004 se firmó el convenio de cooperación entre la organización internacional World Monuments Fund Europe (WMF) y el INC. Al esfuerzo se sumó también el Banco de Crédito del Perú.

El costo total de esta primera etapa de restauración ascendió a 110 mil dólares. El INC también informa que este año se iniciará la segunda y última fase que, además de culminar con la recuperación del recinto, incluirá capacitaciones a artesanos locales y la elaboración de un plano-guía para los visitantes, así como un documento reseña del proyecto.

Para exhibir lo restaurado, llegó a Lima Bertrand du Vignaud, presidente de World Monuments Fund Europe, quien reabrió las puertas de la bella iglesia.

La restauración no solo fue de murales, sino también incluyó la recuperación de los altares, el púlpito, así como 49 pinturas, cuatro pinturas sobre estaño y 27 esculturas.

El dato

JOYA DE HUARO. Muchas de las pinturas pertenecen al artista barroco peruano Tadeo Escalante. La primera etapa de la restauración costó 110 mil dólares.