Caso Lava Jato: Los colaboradores eficaces han documentado su relato

Investigación. De los cinco casos en investigación por corrupción de Odebrecht, en cuatro hay el relato del colaborador, documentos y la obra por la que se hizo el pago. En el caso Humala, colaboradores solo reconocen aporte, pero no soborno.

18 Abr 2017 | 1:25 h

La colaboración planteada por la constructora Odebrecht al Ministerio Público ha permitido hasta el momento el inicio de cinco investigaciones preparatorias por delitos de corrupción y lavado de activos.

Son cuatro investigaciones nuevas: al ex presidente Alejandro Toledo, al ex viceministro Jorge Cuba Hidalgo, al ex jefe de Ositrán Juan Carlos Zevallos Ugarte y al gobernador regional del Callao Félix Moreno, y reforzar una ya previamente, al ex presidente Ollanta Humala y su esposa Nadine Heredia.

PUEDES VER: Caso Ecoteva: PJ dicta prisión preventiva de 18 meses contra Toledo y Karp

Según fuentes judiciales, consultadas por La República, la fiscalía estaría trabajando entre cuatro y cinco casos más, con información proporcionada por ex directivos de Odebrecht que se han acogido en el Perú a la colaboración eficaz.

Colaboración y pruebas

Hasta el momento, hay tres colaboradores eficaces y, al menos, dos testigos protegidos. De estos se ha revelado la identidad del colaborador eficaz Jorge Simões Barata y uno permanece con identidad protegida, el N° 03-2016.

A ellos se ha sumado el empresario peruano de origen israelí Gil Shavit, también acogido a colaboración eficaz. La resistencia que Odebrecht encuentra en el gobierno y la Procuraduría ad hoc Anticorrupción ha evitado que se presenten más colaboradores.

En contra de lo que dicen los procesados y algunos políticos, los colaboradores eficaces han aportado diversos documentos para corroborar su versión de los hechos. No todo queda en su palabra.

En el caso del ex presidente Alejandro Toledo se acompañaron los nombres de las empresas offshore, números de cuentas bancarias y nombre de los bancos a los que se hicieron los depósitos de las coimas negociadas.

Que los pagos se hicieran en depósitos bancarios y no efectivo facilitó la situación. Lo mismo sucedió en el caso del viceministro Cuba Hidalgo y el ex jefe de Ositrán Zevallos Ugarte.

La declaración del colaborador eficaz se acompañó de prueba documental que permitía confirmar la historia.

Además de los documentos bancarios, Odebrecht ha presentado los correos de coordinación del Departamento de Operaciones Estructuradas en los que se daba cuenta  de los pedidos de los pagos y la salida del dinero.

Según descubrieron las fiscalías brasileña y suiza, la "oficina de las coimas" tenía un sistema secreto contable, el "MyWebDay-B", y de comunicación, "Drousys", para coordinar los pagos.

Esa información se guardaba en una oficina en la ciudad de Ginebra, Suiza, y fue incautada por las autoridades de ese país. Está encriptada, pero los directivos de Odebrecht colaboran para desencriptarla.

Allanamientos

El secretismo con el que trabajó el despacho del fiscal Hamilton Castro permitió que en los allanamientos también se halle información importante. En la casa del viceministro  Cuba y sus colaboradores, la fiscalía encontró los documentos de la constitución de las empresas offshore y la identidad de los  beneficiarios finales y cómplices del presunto delito.

La cooperación internacional también fue clave en el caso Toledo y el de Ositrán. La fiscalía logró corroborar en el Reino Unido y Andorra la existencia de cuentas bancarias en las que se recibieron depósitos bancarios referidos por los colaboradores eficaces.

A partir de junio, el apoyo de Suiza podrá ser también importante, si se mantiene la actual disciplina de trabajo.

Elementos todos que en el caso Toledo, Cuba y Zevallos permitieron a la fiscalía que rápidamente se emitieran órdenes de prisión preventiva para los principales implicados y sus más cercanos colaboradores.

Otro detalle que pasa inadvertido, que es importante para las investigaciones, es que Odebrecht ha puesto de manifiesto para qué y por qué pagó los sobornos. No solamente el nombre de la obra pública, sino los hechos específicos que se requirió del funcionario.

Depósitos en efectivo

En el caso del gobernador regional del Callao, Félix Moreno, y del ex presidente Ollanta Humala, hay la dificultad de que la mayor parte de los pagos se hicieron en efectivo, para el supuesto financiamiento de publicistas, en las campañas presidenciales del 2011 y regionales del 2014.

En ambos casos aparece los nombres de Luis Favre y Vladimir Garreta, pero ambos niegan haber recibido incentivos económicos de la constructora Odebrecht. Ellos viven en Brasil y no es sencillo para la fiscalía interrogarlos. Debe solicitarse la cooperación de la fiscalía brasileña, y no somos el único país que lo pide.

El fiscal Hamilton Castro salvó el caso cuando logró que el empresario Gil Shavit confirme que recibió un  depósito bancario de 350 mil dólares, del acuerdo que la constructora tenía con el gobernador regional del Callao.

Odebrecht dice haber depositado más dinero, pero Shavit solo reconoce ese monto, pero suficiente para ratificar mucho de lo dicho por el N° 03-2016.

El caso más complicado hasta ahora para los investigadores del Ministerio Público es el del ex presidente Ollanta y su esposa y presidenta del Partido Nacionalista, Nadine Heredia Alarcón.

Según los colaboradores los pagos se hicieron exclusivamente en efectivo en Brasil y Lima, como un aporte de campaña política.

En este caso el colaborador eficaz y la empresa niegan que el dinero haya tenido como objetivo la adjudicación de un contrato de obra pública.

Solo reconocen el aporte a la campaña política, a pedido de Antonio Palocci, supuesto emisario del ex presidente Lula da Silva, pero no un soborno.

La fiscalía tendrá que buscar en otro lado una prueba de corrupción. El asunto es dónde y cómo encontrarla. Germán Juárez, el fiscal a cargo de este caso, quiere interrogar a los directivos de Odebrecht, pero hasta hoy no consigue una respuesta de la procuraduría de Brasil. La  declaración de Marcelo Odebrecht está en los medios, pero no la tiene de forma oficial. No tiene nada.

Procuradora pide reforma de colaboración

Pese a la insistencia de los miembros de la comisión Lava Jato, la gerente legal de Odebrecht, Lourdes Carreño, guardó silencio sobre el preacuerdo de colaboración suscrito con el Ministerio Público al amparo del principio de reserva, pues, dijo, el caso es materia de investigación penal. “Así vayamos a una sesión reservada, no puedo divulgar lo que es materia de investigación”, dijo.

Por su parte, la procuradora pública ad hoc, Katherine Ampuero, cuestionó el Decreto Legislativo 1301 –que modifica el procedimiento de la colaboración eficaz– indicando que recorta facultades del procurador pues, dijo, la norma no establece plazos para la entrega de información, corroboración y reserva. Además, relega la participación del procurador hasta el final del proceso.

Te puede interesar