Se perderían S/ 16 mil millones por otorgar beneficios tributarios

Sunat. Jefe de la entidad dice que hay más de 200 beneficios que harían perder 2,2% del PBI en el 2018.

7 Dic 2017 | 6:00 h

Resulta imposible creer que con un 12,7% del Producto Bruto Interno (PBI) de presión tributaria (a setiembre del 2017) Perú pueda integrar la OCDE, cuyos estándares superan el 30% en recaudación.

Resulta más imposible aún creer que la recaudación de impuestos, que representa el 80% del presupuesto del Estado, podría mejorar si es que se mantienen los más de 200 beneficios tributarios que se llevarían S/ 16.498 millones de las arcas estatales en el 2018, es decir, 2,2% del PBI.

PUEDES VER Energía y Minas propone a Perupetro como ventanilla única en hidrocarburos

Víctor Shiguiyama, jefe de la Superintendencia Nacional de Administración Tributaria (Sunat), asistió a la Comisión de Economía del Congreso y advirtió la necesidad de realizar una reforma al sistema tributario, el cual lleva más de 20 años de vigencia, y también de racionalizar los beneficios tributarios.

"Si tuviéramos el mejor comportamiento del control de renta, la presión tributaria apenas alcanzaría al 14%, lo cual es insuficiente para atender las demandas del país. Debemos insistir en acciones para cambiar el escenario en el mediano y el largo plazo", sostuvo Shiguiyama.

 

Peruanos pagan costos

 

Según explicó, el 48,7% de los beneficios tributarios son exoneraciones, que representan S/ 8.034 millones.

También detalló que cada vez que se crea un beneficio tributario, se genera un déficit presupuestal que debe ser financiado o reducido de distintas maneras, es decir, el costo de cada beneficio tributario siempre termina pagándolo otro peruano.

El jefe de la Sunat argumentó que, peor aún, los beneficios tributarios terminan facilitando la evasión y elusión de impuestos, generando así complejidad en el sistema de tributos.

Shiguiyama instó a evaluar si es que los beneficios tributarios existentes rinden los resultados esperados, pues muchos de ellos no especifican los resultados esperados vinculados a la promoción de las inversiones en ciertos sectores de la economía o en el desarrollo de las distintas regiones.

Además, muchos de los beneficios tributarios son renovados de manera sucesiva sin evaluaciones rigurosas desde hace más de 30 años. Shiguiyama pidió al Congreso trabajar en consenso con el Ejecutivo a fin de lograr una reforma tributaria.

"Este es el espacio correcto para revisar los beneficios tributarios y llegar a consensos", finalizó el funcionario.❧

Te puede interesar