Edición Impresa del 17 de Agosto de 2012

Ejército sale en busca de ‘Alipio’ después de emboscada a patrullas en Mazángaro, Satipo

Los terroristas pretenden desalojar a Base Contraterrorista instalada en una zona estratégica para la entrada de insumos químicos y la salida de droga procesada en el Vraem. Cayeron en combate cinco efectivos del Ejército.

Doris Aguirre, María Elena Hidalgo y Elías Navarro. Huamanga.

Tropas del Batallón Contraterrorista Nº 42, acantonado en la Base Contraterrorista de Mazángaro, despliegan una amplia operación de búsqueda y captura de Orlando Borda Casafranca, "camarada Alipio", el jefe militar senderista que emboscó a dos patrullas del Ejército la noche del miércoles, cuando retornaban de una misión en la zona.

"Alipio" es el responsable de sucesivos ataques contra la base de Mazángaro, ubicada en el distrito de Pangoa, en la provincia de Satipo (Junín). Mazángaro es un paso obligado de acceso al valle de los ríos Apurímac, Ene y Mantaro (Vraem), especialmente para el tránsito de insumos químicos y pasta básica de cocaína, lo que explica el empecinamiento de "Alipio", brazo derecho de Víctor Quispe Palomino, "camarada José".

El propósito de los terroristas es desalojar al Ejército de la zona porque su presencia perjudica sus actividades del narcotráfico, su principal fuente de subsistencia.

Precisamente, como parte del reforzamiento de la zona de seguridad, la noche del miércoles dos patrullas salieron de Mazángaro: una actuaba como resguardo y la segunda como reemplazo de los efectivos que se encontraban desde hacía una semana en un puesto de vigilancia ubicado a un kilómetro de distancia de la base contraterrorista. En Mazángaro están los efectivos del Batallón Contraterrorista Nº 42, perteneciente a la Segunda Brigada de Infantería, con sede en Huamanga.

Después de cumplir con su misión, la patrulla de resguardo que lideraba el sargento segundo EP William Tuesta emprendió el camino de retorno a Mazángaro, a las ocho de la noche.

GOLPE NOCTURNO

De acuerdo con fuentes militares que estuvieron en el lugar de los hechos, a las ocho y veinte de la noche, terroristas bajo el mando de "Alipio"  dispararon un cohete Instalaza contra los militares, mientras que otro grupo compuesto por francotiradores, emplazados en los montes adyacentes a la trocha, disparó sobre los soldados.

El sargento Tuesta, de 23 años, quien era el "hombre punta" de la patrulla que iba adelante, fue el primero en caer. Recibió un impacto de bala en la cabeza que le arrebató la vida. Un francotirador senderista, camuflado por la noche cerrada, la lluvia, la neblina y la espesura de la selva, y dotado de un visor nocturno robado del Ejército, mató a Tuesta, nacido en Chiliquín, en la provincia de Chachapoyas (Amazonas).

William Tuesta pertenecía a una de las cuatro patrullas que son parte de la Compañía Especial de Comandos Nº 2 'Lince', con base en Pichari. Fue desplazado a Mazángaro para reforzar la base, después de que el domingo 13 de agosto los terroristas atacaron el establecimiento militar y mataron al suboficial EP Tito Ramírez Padilla.

Inmediatamente después el sargento primero EP Eber Chávez Paima, de 25 años, fue impactado por un proyectil en el tórax. Chávez era de Pampa Hermosa, de la provincia loretana de Ucayali. Se trataba de un efectivo reenganchado con tres años en el Ejército.

El lugar se convirtió en un infierno por el fuego cruzado.

"Por las características del ataque, fue una emboscada. Los terroristas esperaron que la patrulla de resguardo del sargento Tuesta llegara hasta un punto donde había monte en ambos lados del camino. Se ubicaron en las alturas y desde ahí dispararon", dijeron fuentes del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas (CCFFAA), entidad que dirige las operaciones militares en el Vraem.

La patrulla que había sido relevada, y que estaba a 25 metros de distancia, detrás de los efectivos liderados por el sargento William Tuesta, repelió el ataque. La confrontación duró entre 15 y 20 minutos.

Los terroristas mataron a otros tres efectivos: los sargentos segundo EP del SMV Fabián Fonseca Estela, de 22 años, natural de Cutervo, Cajamarca; y Segundo Amasifuén Isuiza, de 22 años, nacido en Lamas, San Martín. Y el cabo SMV Junior Pozo Ñaupa, de 19 años, originario de La Mar, Ayacucho. Chávez recibió un balazo en el cráneo. Los demás, en el tórax.

SALDO DESOLADOR

La masacre de cinco efectivos del Ejército en Mazángaro es la más grave que ha sufrido la institución en lo que va del año. En abril, durante la Operación Libertad, fallecieron cuatro militares.

El jefe del CCFFAA, almirante José Cueto Aservi, declaró que el ataque a Mazángaro era una represalia terrorista por el fuerte control que las tropas ejercen en la zona, lo que impide el flujo de la droga. Cueto aseguró que la persecución de "Alipio" se inició inmediatamente después de la emboscada.

"Han habido bajas en las líneas senderistas, pero ellos se llevan a sus muertos y los entierran en sus fosas comunes,  por lo que no hay forma de contabilizarlos", dijo Cueto.

El jefe militar reconoció que la población de la zona, que sobrevive de la economía del narcotráfico, apoya a los terroristas. "Parte de nuestra estrategia es trabajar con la población, de la que durante  mucho tiempo hemos estado alejados. Es importante tenerla de nuestro lado porque es difícil diferenciar a los terroristas de la gente común", explicó.

Seis efectivos heridos fueron trasladados al Hospital Militar Central, en Lima. El director, general EP Jorge Véliz Vásquez, dijo que de todos los efectivos el suboficial de tercera EP Darwin Tangoa Rojas estaba grave.

Las otras víctimas son los sargentos Cliver Sandy Huaratapairo, John Melgarejo Vega, Johnny Pillaca Vargas y Marlon Sinarahua Sinarahua. También el cabo EP Hextegner Góngora Pedraza.

"La emboscada también es una reacción de los terroristas al desmantelamiento del campamento que tenían en Pangoa, la primera semana de julio. Habrá más golpes de ese tipo. Será la mejor respuesta", dijeron fuentes del CCFFAA.

CITAN A MINISTRO CATERIANO AL CONGRESO

El presidente de la Comisión de Defensa del Congreso, José Urquizo, citó para el próximo martes al ministro de Defensa, Pedro Cateriano, para que responda sobre la situación de la lucha contra el narcoterrorismo. Además, Urquizo pidió una reunión del Acuerdo Nacional a fin de que se vea la manera cómo enfrentar al terrorismo.

Por su parte, el congresista Javier Diez Canseco pidió que la invitación se extienda para el titular del Interior, Wilfredo Pedraza, y el de Economía, Luis Miguel Castilla. Además, demandó que se trabaje más en inteligencia para evitar mayores bajas.

Antes de la interpelación a la ministra de Educación, en el Pleno del Congreso hubo un minuto de silencio y luego se dio un debate sobre el combate contra el narcoterrorismo. Daniel Mora exigió mejor equipamiento para las tropas que combaten a los terroristas, mientras que el fujimorista Carlos Tubino dijo que el ministro de Defensa debería viajar al VRAEM en lugar de estar atacando a la oposición.

EN CIFRAS

16 efectivos tiene cada patrulla del Ejército en el Vraem.

32 militares fueron emboscados camino a Mazángaro.

60 efectivos integran la Base Contraterrorista de Mazángaro.