Columnista invitado

Columnista invitado

La República

Más columnas

Columnista invitado

Muchos perdedores, pequeños vencedores12 Abr 2021 | 14:17 h

Columnista invitado

El gas de Camisea y el desarrollo del sur09 Abr 2021 | 5:15 h

Columnista invitado

OPINIÓN: El gobierno de los “privados” y las elecciones08 Abr 2021 | 21:36 h

Columnista invitado

Política de barra brava08 Abr 2021 | 21:05 h

Tenemos experiencia para remontar la crisis

Por: Ollanta Humala (*)

El país atraviesa una grave crisis económica, política y sanitaria, por ello, requiere de una mano que, además de ser solidaria con los de abajo, tenga experiencia en la conducción del Estado y en gestión pública, pues solo así saldremos de la penosa situación a la que nos han llevado los gobernantes de este quinquenio perdido.

La ciudadanía no puede equivocarse y elegir a improvisados. Hay personajes que no conocen el Perú ni a su gente luchadora, o quienes pretenden gobernar desde un escritorio o a partir de supuestos títulos nobiliarios y académicos, o quienes se asumen de iluminados con derechos divinos para gobernarnos.

Ya no podemos solo condolernos por los fallecidos por el COVID-19, ni solo quedarnos en la indignación por el vacunagate. Tenemos que buscar soluciones a partir de la experiencia y de la capacidad de gestión, como el fortalecimiento de la atención primaria de la salud para atención de la pandemia, con suficiente abastecimiento de oxígeno y medicinas para aminorar los síntomas de la enfermedad.

También se debe afinar y fortalecer el plan de vacunación que debe ser gratuita y universal, para que las personas más vulnerables de la población se sientan protegidas en el menor tiempo posible.

En ese esfuerzo, garantizar las compras de las vacunas con transparencia y a precio justo es una necesidad, junto al necesario levantamiento de un inventario de la cadena de frío a nivel nacional, no solo en las zonas urbanas, sino especialmente en las rurales, pues es de justicia que la vacuna llegue en buenas condiciones y en tiempo oportuno a los hogares más pobres.

Asumimos como tarea importante seguir fortaleciendo el sistema de salud pública. Por ello, proponemos la creación del Centro Nacional de Investigaciones Médicas y Producción de Vacunas, no solamente para promover el desarrollo científico en nuestro país, sino también para tratar de abastecernos a medio plazo de las vacunas que necesite nuestra comunidad. En ese propósito, seguiremos incrementando gradualmente el presupuesto en salud, para que a largo plazo podamos alcanzar los estándares latinoamericanos del 6% del PBI.

La educación es la base para el desarrollo del país

En mi gobierno hicimos de la educación una prioridad nacional, porque se trata de una de las herramientas más importantes para salir de la pobreza y contribuir con el desarrollo personal y nacional. Incrementamos el presupuesto para la educación del 2,9% al 4% del PBI, incluyendo el costo de los desayunos escolares de Qali Warma, cifra sin precedentes en nuestra historia republicana.

Hoy, pretendemos profundizar la reforma educativa escolar y universitaria, recuperando Beca 18 y otras más, que permitan a nuestros jóvenes realizar estudios universitarios dentro y fuera del país. Vamos a construir y reparar más colegios, implementar los COAR en provincias, y retomar la secundaria técnico comercial, promoviendo que el internet gratuito de buena calidad llegue a todas las escuelas públicas, especialmente las ubicadas en zonas rurales y de frontera, pues asumimos que una adecuada conexión de internet es un derecho fundamental.

Vamos a fortalecer la Sunedu, para asegurar el cumplimiento de sus resoluciones sobre el licenciamiento de universidades, y profundizar la reforma universitaria, pues necesitamos seguir mejorando la calidad educativa. Además, vamos a crear el Ministerio de Ciencia y Tecnología.

Reactivación económica para los de abajo

Enfrentamos una grave crisis económica, sin reservas, con la producción reducida y gran desempleo. Vamos a relanzar la inversión pública, retomando los grandes proyectos de infraestructura que se encuentran paralizados, para promover un shock de generación de puestos de empleo a nivel nacional, reactivar la economía, y generar un círculo virtuoso de estímulo a la demanda interna.

Además, vamos a masificar el programa Trabaja Perú, para la generación de empleo temporal en obras de pequeña envergadura (muros de contención, losas deportivas, parques, escaleras, etc.), utilizando mano de obra no calificada de la misma población beneficiaria.

Además, trabajaremos por los más afectados por esta pandemia, los micros y pequeños empresarios. Para ellos, implementaremos el programa Reactiva Mypes, para otorgarles créditos blancos, alentar su formalización y generar puestos de trabajo, cuyos beneficiarios son especialmente los jóvenes de nuestro país.

También, planteamos el Bono Perú, para entregar 800 soles mensuales por un año a todas las personas que se encuentren en situación de pobreza extrema. Somos partidarios de un modelo económico con economía abierta, con un Estado fuerte que sea capaz de brindar servicios de educación, salud y servicios básicos de calidad a todos los ciudadanos sin distinción.

(*) Candidato a la presidencia por el Partido Nacionalista Peruano.