Acusados de narcotráfico registran mayores vínculos con Apra y Fuerza Popular

Fondos de papel. Ojo-Publico.com creó un inédito mapa de relaciones para conocer las denuncias que involucran a aportantes de las campañas de los últimos diez años. Un esfuerzo preliminar por identificar la infiltración del lavado de activos en la política.

24 Oct 2017 | 6:20 h

Elizabeth Salazar Vega
Ojo-Publico.com

Al menos 856 implicados en redes de delincuencia organizada, corrupción, delitos ambientales, lavado de dinero y narcotráfico se vincularon con los partidos políticos en la última década; y el Partido Aprista Peruano (APRA) y Fuerza Popular son las agrupaciones que registran más nexos con estos personajes.

La información se desprende del mapa de relaciones creado por Ojo-Publico.com en la plataforma #FondosDePapel, para conocer los nexos entre los financistas de las campañas electorales del Perú y las redes delictivas investigadas en la última década.

PUEDES VER Al fujimorismo le cuesta reconocer la libertad de expresión

La base de datos preliminar fue construida con expedientes y reportes de prensa que citan documentos oficiales, que permitieron condensar 46 presuntos casos delictivos.

El análisis reveló que 856 personas, entre investigados y su entorno cercano, mantuvieron nexos con 65 organizaciones políticas. El 54% de ellos apoyó activamente con aportes económicos.

Pese a que algunos de los aportantes y allegados identificados en el mapa están ligados a más de un caso delictivo, se pudo conocer que el 34% (293) tiene nexos con casos de lavado de dinero y narcotráfico.

El narcotráfico

En toda esta red, el APRA es el que más conexiones tiene con presuntos actos delictivos. De los 432 personajes relacionados, más de la mitad hizo aportes al partido. La militancia y financistas al menudeo podrían explicar por qué la balanza se inclina en su contra.

El mapa de relaciones vincula a este partido con dos casos emblemáticos de la droga: Oropeza y Sánchez Paredes.

Alfredo Sánchez Miranda, cuyo padre y tíos son procesados por presuntamente crear su fortuna en base al tráfico de drogas, aportó a la candidatura de García en la campaña que lo llevó a la presidencia el 2006 e hizo negocios con el hijo de Luis Nava, ex secretario de Palacio de Gobierno.

Miguel Facundo Chinguel, ex abogado de García que hoy purga prisión por los 'narcoindultos', tuvo vínculos comerciales con la familia de Gerald Oropeza, líder de una organización criminal que enviaba droga a Europa. La familia de este narcotraficante postuló a cargos públicos por el APRA e hizo aportes al partido, al igual que 37 de los narcoindultados.

En total, de los 243 aportantes del APRA identificados, 138 crearon relaciones en primer o segundo grado con organizaciones del narcotráfico y lavado de activos.

Lavado de dinero

Los dos grandes casos de lavado de dinero por usurpación de terrenos, estafa y otros delitos que obran en el Poder Judicial son las redes lideradas por Rodolfo Orellana y César Álvarez. La lista de investigados y sus allegados cruzan el APRA, el Frente Independiente Moralizador, Chimpum Callao, Unión por el Perú y Solidaridad Nacional.

Pero el mapa de relaciones también evidencia que 59 personas vinculadas a Fuerza Popular tendrían relación con presuntas actividades ilícitas. Ellos tendieron 72 relaciones aparentemente delictivas, de las cuales 49 son por narcotráfico y lavado de activos.

Keiko Fujimori tiene nexos con la familia Martínez, dueña de la pesquera Hayduk, que en 1993 fue investigada tras el hallazgo de 353 kilos de droga en su empresa. Eudocio Martínez Torres y sus hijos fueron encarcelados, pero la ex candidata –según admitió– usó su cargo de primera dama para gestionar el perdón presidencial a favor de las hijas del magnate. Una de ellas, Ana Martínez, aportó el 2006.

Fuerza Popular también tiene entre sus financistas a Luis Calle, empresario incluido en la lista negra de la DEA por liderar una red de envío de droga a España. Además, aparece Joaquín Ramírez, ex congresista y secretario general del partido, quien junto a su tío Fidel Ramírez fueron blanco de operaciones de vigilancia de la DEA en el marco de la investigación a Miguel Arévalo Ramírez ('Eteco'). 

Redes de corrupción

  • Los financistas con denuncias contra el medio ambiente –entre los que se encuentran acusados por tala y minería ilegal– son las que copan el mayoritario 36% (313) del mapa de relaciones, según el cruce de información de Ojo-Publico.com con los procesos impulsados por las procuradurías ambientales del país.
  • Las personas vinculadas a la corrupción ocupan el 26% (229). Se trata de financistas y sus cómplices o allegados, implicados principalmente en el esquema de sobornos de Odebrecht, además de Antalsis, Comunicore y otros.
  • Finalmente, el 6% corresponde a personas inmersas en la delincuencia organizada, como la banda 'La Gran Cruz del Norte', dedicada a la extorsión y tráfico de tierras en Piura y las dos redes de espionaje promovidas por Business Track y las autoridades ediles del Callao.

Te puede interesar