Sechuranos temen posible contaminación a mina de sal por filtración de relaves

Alarma. Relaves de minera Misky Mayo, adyacentes a saleras, se encuentran a tajo abierto. Preocupa perjuicio a proyecto de industrialización de sal en la provincia.

7 Mar 2018 | 9:34 h

Jaqueline Prieto

Piura

Pese a que la empresa minera Misky Mayo rechaza contaminar el medio ambiente en la Bahía de Sechura, las pozas a tajo abierto que se observan en su zona de trabajo preocupan a los comuneros y trabajadores de la mina de sal, ya que temen posibles filtraciones de los relaves.

Según precisó el presidente de la Comunidad Campesina de Sechura, Sebastián Espinoza Ayala, el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) precisa que las siete pozas de relaves deberían estar cubiertas de cemento. 

Pero, tal como se constató in situ, las construcciones solo están edificadas con arena y material encontrado en el lugar. Además, solo un dique recién construido separa al terreno de la mina de sal con las pozas.

El dirigente comunal recordó que en el 2012 ya se registró una filtración afectando las 100 hectáreas de minas de sal colindantes, por lo que exigió a la empresa iniciar los trabajos de recubierta, ya que ello pone en peligro el proyecto de industrialización de sal que buscan iniciar los comuneros.

“Buscamos que la empresa cumpla con los pedidos de la población estipulados en el contrato y convenio porque hay descontento generalizado por este tipo de cosas. Aún tenemos una negativa por parte de la empresa. Ellos dicen que hablan de más, que ellos están haciendo las cosas bien, sabiendo que la OEFA ha sancionado sus acciones. Una empresa que no reconoce sus errores, eso indigna más a la población”, refirió.

Recordemos que en el 2012, con expediente 054-2012, la compañía recibió una sanción de 30 UIT (Unidades Impositivas Tributarias) por no contar con un canal no impermeabilizado para verter los relaves finos y depositarlos en una zona no contemplados en su EIA.

precisión

Al respecto cabe destacar que en declaraciones anteriores el gerente de comunicación de la empresa minera Misky Mayo, José Luis Vega Farfán, dijo que las pozas no necesitan ser recubiertas porque en la zona existe la diatomita, que funciona como impermeabilizante y su EIA contempla operaciones a tajo abierto.

“Las sanciones responden a incumplimientos, pero no es contaminación. Sino por haber incumplido alguna parte de nuestro EIA, como no cerrar el canal de relave, que en ese tiempo estaba en construcción”, dijo Vega.

Te puede interesar