Mafias de vientres de alquiler ofrecen sus servicios a través del Facebook

Mujeres afincadas en Lima y Arequipa ofrecen alquilar sus vientres por un promedio de 40 mil soles, además de un pago mensual de mil soles durante el embarazo y que la pareja contratante corran con los gastos del parto, controles médicos y vitaminas

Mujeres afincadas en Lima y Arequipa ofrecen alquilar sus vientres por un promedio de 40 mil soles, además de un pago mensual de mil soles durante el embarazo y que la pareja contratante corran con los gastos del parto, controles médicos y vitaminas

Jacinta decidió ofrecer su vientre en alquiler a cambio de una vivienda para sus cuatro hijos. Tiene 36 años y vive en una precaria casa que es reclamada por el resto de sus hermanos, que tienen bajos ingresos. Desde hace cuatro años ella trabaja en una empresa de limpieza y recibe un sueldo neto de 800 soles. Está separada y es el único sostén de su hogar.

Ella tiene un empleo pero no le alcanza para mantener a su familia y mucho menos para comprarse una casa.

"Me cansé de pedir ayuda. Siempre quise tener otro bebé. No para mí, sino para otra persona, para que me diera algún beneficio y para que ella pueda tener un hijo", dijo la mujer.

No le interesa conocer a la familia que podría quedárselo."Lo hago porque estoy sola con mis cuatro hijos. Por necesidad y sobre todo para cumplirles a mis hijos el sueño de tener una casa propia", señaló. 

El parlamentario andino Mario Zúñiga Martínez denunció que en  la red social Facebook existen distintas cuentas en las que mujeres afincadas en  Lima, Arequipa y otras ciudades del país, por  altas sumas de dólares, se ofrecen para alquilar sus vientres, práctica que según nuestra Constitución  no está permitida en el país.

Denunció que contraviniendo nuestra Constitución un sinnúmero de mujeres integrantes de este tipo de mafias alquilan sus vientres por un una suma promedio de 40 mil soles , además  de un pago mensual de más de mil soles mensuales durante el embarazo y que la pareja contratante también corra con los gastos del parto, controles médicos y vitaminas.

La Constitución Política del Perú es clara cuando establece que el ser humano es un fin supremo del Estado y, como tal, no puede ser materia de comercialización, alquiler o transacción de carácter económico. Esta práctica del vientre de alquiler es amoral y deleznable, toda vez que  se hace con un fin meramente lucrativo y no  altruista”, puntualizó Zúñiga Martínez.

Refirió que existen dos formas de vientre de alquiler también llamado gestación  subrogada; el tradicional en la que la gestante aporta su óvulo y el espermatozoide proviene del “donante”; y el gestacional en el que las células reproductivas son aportadas por la pareja contratante

Dijo que en estas páginas de Facebook las mujeres que alquilan sus vientres tienen comunicación con parejas extranjeras interesadas en sus servicios. “Ahí les detallan que ya cuentan con experiencia al respecto, sus tarifas y condiciones, entre otras cosas”, agregó  Zúñiga Martínez.

Sostuvo que existen denuncias sobre  mafias que se dedican a este tipo de ilícitos actuando de manera organizada y sistemática a todo nivel desde el reclutamiento de los vientres idóneos, selección de clínicas y médicos, falsificación de documentos de los neonatos, y  que usualmente captan parejas extranjeras  a quienes les cobran sumas que borden a veces los 100 mil soles. 

“Existe un vacío legal- nuestro Código Penal no sanciona este tipo de prácticas - que permite que estas mafias actúen con cierta impunidad a pesar que nuestra Constitución es clara en señalar el concebir a un niño no puede ser materia de un negocio. El Poder Ejecutivo, el Poder Judicial  y el Congreso deben subsanar este vacío y establecer penas concretas contra esta deleznable comercialización”, concluyó  el parlamentario andino Mario Zúñiga.

Te puede interesar

CONTINÚA
LEYENDO