URGENTE - Vacunación de jóvenes de 21 y 22 años inicia este lunes 27 de setiembre

Levitsky: Estaré sorprendido si Castillo llega a 2026, y creo que ya es el fin de Fujimori

El politólogo estadounidense y académico de Harvard señala que si el nuevo gobernante insiste con la Constituyente podría provocar “hasta un golpe”.

La Republica
Según Steven Levitsky, es poco “probable” que prospere la Asamblea Constituyente. Foto: AFP
Mundo LR

Para Steven Levitsky, catedrático de la Universidad de Harvard y coautor del libro Cómo mueren las democracias (2018), la “debilidad” de Pedro Castillo, el nuevo gobernante del Perú, “es bastante evidente” y “en términos de poder, se parece mucho más a Manuel Zelaya y Fernando Lugo” que a Hugo Chávez, Rafael Correa o Evo Morales.

En una entrevista con el diario chileno La Tercera, el politólogo estadounidense ha señalado además que el gobierno del izquierdista puede estar salpicado de “crisis institucionales, como en 2016-2021″, y no descarta una vacancia.

“Yo estaré un poco sorprendido si Castillo llega a 2026. Pero dicho eso, Castillo parece darse cuenta de su debilidad, y hay partidos del centro en el Congreso con los que podría tejer alianzas y así asegurar la gobernabilidad. Construir una amplia coalición de centroizquierda sería difícil, pero no imposible”, dijo Levitsky en un diálogo publicado el sábado 31 de julio.

Bajo la mirada del experto, Pedro Castillo tiene las posibilidades para desligarse de Vladimir Cerrón, el fundador del partido oficialista Perú Libre y quien habría tenido la mayor influencia en la designación del actual gabinete peruano, de marcada tendencia izquierdista.

“No va a ser muy difícil romper con Cerrón, si eso es lo que Castillo decide. Castillo tiene la presidencia y todos los recursos que vienen con la presidencia. Castillo tiene los votos. Es mucho más popular que Cerrón. ¿Qué tiene Cerrón? Un partido pequeño y hartos problemas judiciales”, sostuvo.

Según Steven Levitsky, es poco “probable” que prospere la Asamblea Constituyente. Al contario, si el mandato de Castillo “insiste” con su propuesta, “podría provocar una seria crisis y hasta un golpe”.

“Dudo que haya reforma radical en el Perú ―evaluó el académico―. En el mejor de los casos, el Gobierno dará unos pasos pequeños, pero concretos hacia una sociedad más inclusiva. El gasto social es muy bajo en Perú. Hay poquísima redistribución. El Estado suele reproducir y no combatir las desigualdades sociales y regionales. Hay mucho que se puede hacer dentro de una economía capitalista”.

“Keiko, espectacularmente fracasada”

En el diálogo con el medio chileno, Levitsky también aseguró que “Keiko Fujimori y su partido están llegando a su fin”.

“Keiko ha sido una política espectacularmente fracasada, y hoy en día es la política menos popular en el Perú (…) lo que queda del fujimorismo y otros grupos de derecha sí podrían hacerle difícil la vida a este gobierno”, comentó.

Sobre las relaciones internacionales, el especialista apuntó que “podría haber cierta amistad entre el Gobierno de Castillo” y Venezuela y Cuba; sin embargo, estas naciones “enfrentan serios problemas domésticos, así que no espero que jueguen un rol muy activo en el Perú”.

“Las alianzas internacionales (económicas, militares, diplomáticas, políticas) suelen ser bastante robustas. No creo que Castillo cambie de una manera dramática la política exterior del Perú”, zanjó.

Pedro Castillo recibió hace una semana una llamada telefónica del jefe de la diplomacia estadounidense, Antony Blinken, quien además de felicitarlo le dijo que Washington espera de él “un rol constructivo” respecto de Venezuela, Cuba y Nicaragua.

Venezuela fue tema recurrente en la campaña presidencial peruana, pues Keiko Fujimori afirmaba que su adversario pretendía seguir los pasos de Nicolás Maduro. El gobernante peruano ha negado ser “chavista” o querer copiar el modelo venezolano.

Advertencia a Castillo desde Estados Unidos

El 29 de julio pasado la revista de negocios más reconocida a nivel global, Bloomberg, sostuvo que “los mercados de Perú caerán sin un ministro de Finanzas a la vista”, antes de que Castillo tomara juramento a Pedro Francke.

Recordó que “Francke lideró los esfuerzos durante los últimos meses para calmar los nervios prometiendo preservar en gran medida la política macroeconómica con un mayor enfoque en el gasto social y la lucha contra el desempleo”.

“Si Francke o alguien visto como moderado no lidera la política económica, es probable que los inversionistas se amarguen aún más con las perspectivas para el país sudamericano”, advirtió horas antes de que fuese nombrado como cabeza del MEF.

Previamente en una editorial de Bloomberg le había pedido moderación, “por difícil que esto sea. De lo contrario, las perspectivas del país son sombrías”.

“Hoy el Perú está más dividido a lo largo de líneas geográficas e ideológicas (…). Las regiones costeras más acomodadas y la élite urbana están en desacuerdo con los bastiones rurales de Castillo”, apuntó.

Con información de AFP.