EE. UU. sobre vacuna rusa contra la COVID-19: “El punto no es ser el primero”

El secretario de Salud de EE. UU., Alex Azar, se pronunció luego de que Vladimir Putin anunciara el registro de la primera vacuna contra la COVID-19 en el mundo.

Alex Azar resaltó la necesidad de que los datos sean transparentes. Foto: referencial.
Alex Azar resaltó la necesidad de que los datos sean transparentes. Foto: referencial.
Mundo LR

Rusia se ha convertido en el centro de atención de todo el mundo, en especial de Estados Unidos, luego que el presidente Vladímir Putin anunciara el registro de la primera vacuna contra la COVID-19 del mundo.

Ante esta noticia, el secretario del Departamento de Salud de EE.UU., Alex Azar, aseguró que lo más importante es que el fármaco sea seguro y eficaz, en lugar de erigirse en los primeros del mundo, informó el portal ruso RT.

PUEDES VER: Sputnik V: el camino de Rusia desde su caso cero hasta registrar su vacuna contra la COVID-19

"La cuestión no es ser el primero con la vacuna", declaró durante una entrevista con ABC. Asimismo, agregó que "la cuestión es tener una vacuna que sea segura y eficaz para la población estadounidense y del mundo".

Bajo este gran avance de la medicina y en la crisis que vive el mundo a causa por el coronavirus, Azar destacó que es necesario que estén disponibles “datos transparentes” sobre la tercera fase de pruebas del fármaco que demuestren su seguridad y eficacia.

secretario del Departamento de Salud de EE.UU., Alex Azar habló sobre las vacunas que se están desarrollando en su país. Foto: AFP

El funcionario, quien se encuentra de gira en Taiwán, destacó que dos de las seis vacunas estudiadas en EE.UU. están en la fase 3 (etapa que la fórmula rusa recién iniciará el miércoles 12 de agosto), sobre el que se mostró optimista que de los buenos resultados.

PUEDES VER: OMS pide cautela ante vacuna rusa: “Acelerar procesos no debe poner en peligro la seguridad”

Por ello, si los dos resultados tienen éxito, ambas sean aprobadas en diciembre por las autoridades regulatorias y para esa fecha, según las estimaciones del gobierno, ya estarían producidas millones de dosis, listas para ser distribuidas cuando se cuente con la autorización.