Era un atleta fornido y saludable, pero contrajo COVID-19: fue inducido al coma y perdió 27 kilos

Mundo LR

larepublica_pe

01 Jul 2020 | 8:31 h
La Republica
Foto: Hospital Johns Hopkins.

El estadounidense Ahmad Ayyad pasó casi un mes conectado a un ventilador. Al despertar, debió aprender a hablar y comer otra vez. "Tómalo en serio, no eres inmune", insta a los jóvenes.

Estados Unidos. La idea, persistente al inicio de la pandemia, de que el coronavirus (COVID-19) afecta solo a las personas con patologías previas y de la tercera edad, se ha ido desvaneciendo después de que se reportaran casos como el de Ahmad Ayyad (40).

El residente de Washington D.C., EE. UU., pasó de tener una condición física óptima a perder 27 de sus 95 kilos tras permanecer hospitalizado durante casi un mes, a causa del SARS-CoV-2.

Ahmad Ayyad comenzó a sentir los primeros síntomas a mediados de marzo, aunque entonces atribuyó ese “cansancio” a su trabajo o una gripe pasajera. Sin embargo, dos días después las cosas se tornaron peor.

PUEDES VER EE.UU.: pareja encuentra un símbolo nazi de pepperoni en la pizza que ordenaron [FOTO]

Decidió acudir al hospital en un taxi, con la idea de que solo iba a tomar un medicamento y volver de inmediato, pero dio positivo al coronavirus (COVID-19) y debieron trasladarlo a Baltimore.

Su estado de salud empeoró tanto que los médicos del hospital Johns Hopkins lo indujeron a un estado de coma para conectarlo a un ventilador. Así permaneció a lo largo de 25 días.

Ahmad Ayyad “es muy atlético y joven, lo primero que pensé fue ‘vaya, si esto puede pasar a él y está tan enfermo, puede pasar a cualquiera'. Esto realmente me abrió los ojos”, señaló Natalie West, doctora de la Unidad de Cuidados Críticos y pulmonares del hospital Johns Hopkins, a la cadena WMAR 2 News.

Ahmad Ayyad también continúa impresionado: “Milagrosamente, sobreviví. Doy gracias a Dios por mi recuperación. Y agradezco la fuerza y las oraciones de mis padres, familiares y amigos. Sin ellas no creo que lo hubiera logrado”, ha escrito en su perfil de Instagram, junto a una postal donde luce un polo que reza “sobreviviente de COVID-19″.

Aunque aún presenta un coágulo de sangre en el brazo izquierdo y daños en el corazón y pulmones, poco a poco está aumentando de peso y ha comenzado a correr y levantar pesas.

Sin embargo meses atrás, cuando recién despertó del coma, era una persona diferente.

View this post on Instagram

Three weeks ago I woke up, 60lbs lighter, and reached for my phone to find 1,000 text messages of prayers. I had no clue what they were for. The last thing I could remember was walking into to the hospital because I thought I had the flu. My college friend Omar, a doctor in the hospital, sat by my bedside and explained everything that happened to me. I'd spent 25 days in an induced coma, with doctors informing my parents that I probably wouldn’t make through each night. I did have the flu, then contracted #covid19, and finally was infected with pneumonia. Miraculously, I survived. I thank God for my recovery. And I thank the strength and prayers of my parents, family, and friends. Thank you for your 1,000 prayers because without them i don’t think I would have made it. Special thanks to @deenasr for calling the hospital every night with my parents to check up on me, to help ease the pain and give my parents hope that I would make it out. Love you Doonz! #thankyou #beatcovid19 #hamdillah #survivor #thankgod #coronavirus #johnhopkinshospital #alive #breathe

A post shared by Ahmad Ayyad (@ahmadbird) on

PUEDES VER EE. UU.: ladrón ahorca y roba a una anciana a plena luz del día y se marcha caminando [VIDEO]

“Estaba básicamente paralizado, no podía moverme. Todos mis músculos habían desaparecido. Mi amigo de la universidad, un médico del hospital, se sentó junto a mi cama y me explicó todo lo que me pasó”, mencionó el atleta, quien debió ser asistido con terapia física.

Lazy loaded component

“No podía hablar. También debieron enseñarme cómo tragar, y fisioterapia para despertar mi cuerpo para llevarme al borde de la cama. Tenía dificultad para respirar porque mis pulmones estaban dañados; mi corazón estaba dañado”, agregó.

Ahmad Ayyad continuó el progreso con mucha determinación y el 22 de abril dio negativo al coronavirus (COVID-19), de modo que fue dado de alta. Para finales de junio logró recobrar un poco más de 20 kilos y está más reconfortado.

Foto: AFP.

Mientras los médicos apuntan que le tomaría ocho meses recuperarse del todo, él ha advertido que lo logrará del todo este septiembre. Al mismo tiempo, dejó un mensaje para los jóvenes y para quienes se niegan a usar mascarillas o creen que son invencibles al virus.

“Lo conseguí y sobreviví, y todavía estoy aterrorizado. Me preocupa mucho ver a la gente tomar esto a la ligera. Tómalo en serio, no eres inmune”, concluyó en CNN.

Coronavirus en el mundo: cifras

El coronavirus (COVID-19) ha provocado al menos 511.312 muertos en el mundo desde que China dio cuenta oficialmente de la aparición de la enfermedad en diciembre, según AFP.

Foto: AFP.

Desde el comienzo de la pandemia, más de 10.509.550 personas en 196 países o territorios contrajeron la enfermedad. De ellas al menos 5.302.100 se recuperaron.

La cantidad de muertos en Estados Unidos, que registró su primer deceso vinculado al virus a principios de febrero, asciende a 127.425. El país registró 2.636.538 contagios. Las autoridades consideran que 720.631 personas sanaron.

Después de EE. UU., los países más afectados por el virus son Brasil con 59.594 muertos y 1.402.041 casos, Reino Unido con 43.730 muertos (312.654 casos), Italia con 34.767 muertos (240.578 casos) y Francia con 29.843 muertos (201.208 casos).

Con información de AFP.