28 de Septiembre de 2016 | 11:20 h

Huánuco: EcoAventura, fiesta deportiva en las alturas de Lauricocha

El fin de semana la provincia de Lauricocha (Huánuco), fue el escenario del VII EcoAventura, evento deportivo que busca promover el turismo sostenible y responsable.

 

Adrenalina en el VII EcoAventura que se realizó en Lauricocha. Foto: Jorge Calderón

Adrenalina en el VII EcoAventura que se realizó en Lauricocha. Foto: Jorge Calderón.

Luis Pérez / Revista Rumbos
 
Dos ríos que se juntan. Confluencia: Lauricocha y Nupe. Nace un torrente no solo ante los ojos de una cadena de montañas, sino también de los lugareños, quienes no saben cómo seguir matando el tiempo. Bailan, beben y ríen, mientras el zigzagueante andar de las aguas del Marañón bañan los terrenos de la 'cuna del hombre más antiguo del Perú'.
 
 
Ellos se preguntan: ¿a qué hora llegarán? Aún así no bajan la guardia, convencidos de que tarde o temprano aparecerán en el horizonte de esa tarde primaveral. Pero la decepción y molestia es arrancada de sus rostros ni bien se vuelven a escuchar los sones de la orquesta Juventud Niño Jesús que no se cansa de tocar día y noche.
 
Fiesta en el Alto Marañón. Foto: Jorge Calderón
 
"Salud amiguito", repite la mujer de vestimenta multicolor que no para de bailar. Quizá su brindis es una broma o solo un decir de compromiso. Ella así nomás no suelta el vaso... Ella así nomás no... ¿qué ocurre?... por qué corre misma maratonista hasta ese puente, por qué se una a la multitud de espectadores.
 
Expectativa por la llegada de los primeros botes del canotaje. Foto: Jorge Calderón

Alto Marañón Olímpico

Y es que ella, al igual que todos, al fin escuchó ese tan esperado: "ahí vienen...". El calor de la expectativa crece e ignoran los vientos con aliento de cordillera. Aplausos, hurras y vivas. Aparece la primera embarcación. Flota en el río. Driblea enormes rocas. Los tripulantes se mojan, pero eso no importa. Quieren sentir adrenalina pura. Y lo están logrando.
 
Reto cumplido a más de 3 486 m.s.n.m. donde el canotaje se puede realizar en cualquier época del año, sobre todo en temporada de aumento del caudal. Pero esta actividad no es el único deporte extremo que la señora de los brindis y sus vecinos observarían. La tirolina que cruza el Marañón y el rápel también se viven al máximo.
 
Fuerza y emoción al finalizar el río Nupe. Foto: Jorge Calderón
 
Fiesta deportiva en Lauricocha (Huánuco), tanto en tierra, agua y cielo... Y es que no es un pájaro, ni mucho menos un avión... Es un cóndor, pero humano. Uno de los integrantes de Volando por el Perú, se ha lanzado en parapente desde la cúspide de una montaña y llega a tocar las orillas del Marañón.
 
Se oyen más aplausos y arengas. Pero que todo quede ahí nomás. El público debe guardar energía. Ese bullicio aún se debe extender hasta mañana. Fecha en la que Jesús, capital de Lauricocha, no será una tierra santa de callecitas silenciosas, sino el escenario del último día de las actividades del VII EcoAventura 2016.
 
La tirolina es para grandes y chicos, Todos cruzan el río Marañón. Foto: Jorge Calderón
 
Y eso lo saben muy bien los lugareños, quienes vuelven a sus pueblos. Acostumbrados a esos trotes, sin darse cuenta que, también, se unen a las filas de deportistas del EcoAventura. Claro, no serán profesionales, pero ahí van, haciendo honores a la práctica del trekking de alta montaña. Ellos mismos son...

Jesús deportivo

Luego del izamiento del pabellón nacional y de la lluvia que logró alejar a los músicos de sus instrumentos, el domingo se abre con el espectáculo de los ciclistas de Huaraz (Áncash). 'Dios padre, mi corazón', 'Ay no, se van a caer', es el clamor de la gente angustiada por el rosario de saltos y piruetas con los que superan diversos obstáculos.
 
Enfrentando las aguas del Marañón. Foto: Jorge Calderón
 
Pero todo eso es el calentamiento nomás. Los huaracinos se alejan de la Plaza de Armas de Jesús. Enrumban hacia La Cruz de Quenac, donde inician el pedaleo a todo dar. Desprenden energías para descender de las accidentadas montañas. Llegan al terminal, y reciben el saludo del alcalde provincial, Napoleón Carlos.
 
El agotamiento para ellos no existe. Vuelven al ruedo: seguir dejando con la boca abierta. Más saltos y piruetas. Otro deporte. Cerca de ahí, hay quienes prefieren andar en cuatrimotos. El corazón de Jesús ha dejado de latir tranquilamente. Al menos por unos días, pero se debe ir acostumbrando.
 
Fiesta y color en el corazón de Lauricocha. Foto: Jorge Calderón
 
"Sé que los viajeros a través de la práctica de estos deportes pondrán sus ojos en esta tierra con historia", es el anhelo del burgomaestre. Pero no solo de él, sino también de toda la población.
 
Y ese es el pedido que los Yachaq's hicieron saber al Marañón, el cauce que nace cuando el Lauricocha y Nupe se juntan. "Khuyayniyuq Marañon. Apamuy khawaycuna / Querido Marañón. Trae visitantes", anunciaron en la inauguración del EcoAventura.
 

Los datos

El EcoAventura 2016 es un evento organizado por la Municipalidad Provincial de Lauricocha y el Gobierno Regional Huánuco.
 
La jornada deportiva reunió delegaciones de High Tours Adventure, Club Markami Ride, Volando por el Perú, entre otros.
 
En marzo del 2017, durante los festejos por el Día Mundial del Agua, la municipalidad realizará un campeonato de deportes acuáticos: canotaje, kayak, entre otras actividades.
 
 

Síguenos en Facebook