Piura: La tristeza y el dolor de las familias que lo han perdido todo por las torrenciales lluvias

En Sullana, Talara y Chulucanas, las familias pasan duros momentos luego que fenómeno natural cambiara de forma drástica sus vidas.

La vivienda de Iris Escárate Dávila, donde vive con sus cuatro hijos, quedó en mal estado tras el desborde del río Yapatera

La vivienda de Iris Escárate Dávila, donde vive con sus cuatro hijos, quedó en mal estado tras el desborde del río Yapatera. La República

anciano. José Pacherres pide ayuda de las autoridades

anciano. José Pacherres pide ayuda de las autoridades. La República

Talara. Puesto de Orlando Cherres se inundó tras lluvia

Talara. Puesto de Orlando Cherres se inundó tras lluvia. La República

Sullana. Jorge Farfán perdió todo su negocio de frutas

Sullana. Jorge Farfán perdió todo su negocio de frutas. La República

Desolación, calles inundadas, viviendas destruidas, cultivos arrasados y cuantiosas pérdidas económicas deja hasta el momento el periodo lluvioso en las provincias piuranas de Sullana, Talara y Chulucanas.

PUEDES VER: Perú: Río Piura se desborda e inunda centro de la ciudad |VIDEO

En Sullana, la comerciante de pescado Corina Navarro perdió todo su negocio luego que la lluvia que cayó el miércoles inundara su puesto. Ella, al igual que cerca de 30 vendedores ubicados en el dren Canchaque, lugar por donde discurren las aguas del distrito de Bellavista y del mercadillo de Sullana, fueron los más afectados. No lograron rescatar nada. Doña Corina perdió 2 mil soles en productos y enseres. 

Otra historia conmovedora es la de Jorge Farfán Farfán, quien la tarde del miércoles vendía fruta en su triciclo en la transversal Dos de Mayo y el canal Vía. El intenso aguacero lo sorprendió y la corriente arrastró su triciclo cargado de frutas. Farfán no se amilana y sigue trabajando porque tiene que alimentar a sus cuatro hijos. 

En el centro de Sullana la familia Chunga Navarro se quedó sin vivienda luego de que las paredes de adobe de su casa se desplomaran  producto de las aguas que discurren de las zonas altas de la calle Córdova y transversal Callao. Producto de ello se malogró un televisor, una cama, un comedor y otros objetos.

Lidia Chunga se vio obligada a tumbar las otras paredes de la vivienda ante el peligro al que estaban expuestos los seis integrantes de su familia.

EN TALARA

Don José Pacherres Paiva (75), morador del sector Las Peñitas, lo perdió todo tras la fuerte lluvia que provocó que su humilde vivienda de triplay, cartón y techo de calamina se viera seriamente afectada. Los vecinos solicitan ayuda inmediata para este anciano.

“Luego de la muerte de mi esposa ya nada es lo mismo. Vivo solo y de la caridad de los vecinos, quienes me brindan un plato de comida. El colchón donde duermo está mojado, al igual que la poca ropa que tengo. Llevo varios días que descanso en un viejo sillón. Espero la ayuda de las autoridades locales y atención médica para tratar mis dolencias” dijo José Pacherres. 

Síguenos en Facebook