"Le dije que no traiga el arma, pero no hizo caso”

La República
21 Mar. 2019 | 02:00h
¿Quién protege a nuestros hijos?

Testimonio. El escolar que resultó herido contó a la Policía que le dio esa advertencia a su compañero que causó la tragedia. Hoy se decide si va a una correccional o no. Madre de la víctima anunció que denunciará al colegio, al responsable y al padre de este por el arma.

Su cumpleaños se convirtió en el día más triste de su vida. Raquel Huamanchumo, madre del escolar de 16 años que murió de un disparo realizado por su compañero en una de las aulas del colegio Trilce de Villa El Salvador (VES), aseveró que las autoridades del plantel nunca le dijeron qué le ocurrió a su hijo y tampoco se comunicaron con ella para explicarle lo que había sucedido horas después.

“Su compañera que me llamó me dijo que mi hijo tuvo un accidente. Fui al colegio y nadie, ningún profesor o tutor, me dijo realmente lo que pasó. Solo el de seguridad me comentó que tuvo un accidente, pero que estaba bien y lo habían llevado a la posta. Ahí recién me enteré de que una bala perdida lo había herido”, cuenta con mucho dolor.

PUEDES VER Envían a la cárcel a hermanos que propinaron brutal golpiza a su padre anciano en Cusco [VIDEO]

Pese al dolor que le produce la pérdida del menor de sus hijos, Raquel afirmó que hará todo lo que sea necesario para que su muerte no quede impune.

Adelantó que denunciará al colegio por no haber realizado el control en la puerta de ingreso y permitir que un escolar porte y manipule un arma en el salón de clases; al alumno que le disparó a su hijo, pues asegura que no cree que haya sido un accidente; y también al padre de este, dueño del arma, por no haber guardado de manera correcta el arma y mantenerla lejos del alcance de su menor.

“¿Cómo no se van a dar cuenta de que el niño tenía un arma? Por eso exijo justicia y que cierren ese colegio”, indicó.

PUEDES VER Otorgan libertad integrantes de red criminal "Los maniáticos del norte" en Piura

Habla un testigo

Pero ¿qué se ha investigado? Ayer, el otro escolar que resultó herido de bala en el mismo colegio Trilce contó a la PNP que le pidió a su amigo no traer el arma al salón. Aseguró que su amigo no tuvo intención de hacer daño a nadie, pues el arma detonó de manera accidental mientras la manipulaba.

Asimismo, dijo que tutor del salón no sabía que su compañero tenía un arma. “Los tutores no revisan porque hay confianza, porque ¿cómo un alumno va a traer un arma?”, señaló.

PUEDES VER Cientos marchan exigiendo pena de muerte para descuartizador en Puno [VIDEO]

Libertad asistida

Walter Ayala, abogado del adolescente responsable del disparo, indicó que esperan que el juez determine la libertad asistida bajo supervisión de un psicólogo y un representante del Ministerio Público para su patrocinado. Afirmó que fue un accidente y que el menor no tuvo intención de hacer daño. En su manifestación, el menor contó a la Policía que sacó el arma de la habitación de sus padres, pero no la devolvió por miedo y se la llevó al colegio pensando en devolverla al volver.

Ya en el colegio, el adolescente cuenta que fue al baño, sacó el arma, la guardó en uno de los bolsillos de su pantalón y subió al salón para mostrarla a sus amigos. Es ahí cuando al enseñarla, rastrilló sin querer y disparó a sus dos amigos. Durante las diligencias, llamó la atención la ausencia del padre del adolescente para dar su manifestación. No acudió a la citación del día miércoles para declarar por el arma.

Al cierre de esta edición, el presunto infractor fue conducido al juzgado de familia de turno de Villa El Salvador, donde el juez decidirá si queda retenido en un centro de rehabilitación juvenil o sale en libertad. 

PUEDES VER Construyen puesto de salud para asistir a más de 14 mil pobladores

Se necesita priorizar tutoría en las escuelas

La Dirección Regional de Educación de Lima Metropolitana (DRELM) desarrolló un taller de soporte socioemocional para todos los trabajadores del colegio Trilce, con el fin de apoyarlos a superar este momento.​

En tanto, el exministro de Educación Idel Vexler insistió en la necesidad de prevenir la violencia desde las escuelas y el hogar, dándoles prioridad a la tutoría y al desarrollo personal social de los alumnos.