Colegio religioso se pronuncia tras denuncia de joven que fue violada por un trabajador [VIDEO]

Carlos Alberto Morán Carrasco es el agresor de la joven, quién sufrió una violación sexual cuando tenía 13 años en el colegio Nuestra Señora de la Consolación, ubicado en el Rímac
 

Carlos Alberto Morán Carrasco es el agresor de la joven, quién sufrió una violación sexual cuando tenía 13 años en el colegio Nuestra Señora de la Consolación, ubicado en el Rímac
 

La joven Yolanda Paz Tananta, quién quien ahora tiene 25 años, denunció que sufrió una violación sexual por parte de un trabajador de limpieza del colegio Nuestra Señora de la Consolación del Rímac, cuando ella tenía 13 años y cursaba el 2do de secundaria. 

El agresor fue identificado como Carlos Alberto Morán Carrasco. La joven aseguró que este hombre, quien en esa época se desempeñaba como personal de limpieza del mentado centro educativo, la llevó con engaños a la azotea del colegio, donde abusó sexualmente de ella. 

“No le dije a nadie porque el impacto emocional fue demasiado fuerte. Estuve en terapia varios años y tengo los flashbacks en la mente”, narró a RPP.

Yolanda Paz contó que, en diciembre pasado, cuando decidió denunciar a su agresor en la Comisaría PNP La Huayrona, en San Juan de Lurigancho, no le hicieron caso. “Me dijeron a la burla prácticamente que me olvide del tema”, cuestionó. Ella explicó que recién ha decidido hacer pública su denuncia de violación sexual para que el caso no quede impune.

Por su parte, Roberto Moreno, representante del  colegio Nuestra Señora de la Consolación, ubicado en el Rímac, dijo que apenas se enteraron de la denuncia de la joven, hecha pública en las redes sociales, las autoridades decidieron tomar acciones y oficializar una denuncia ante la Fiscalía.

“El colegio, cuando ha tomado conocimiento, ha buscado la información tratando de contrastar lo que la chica está manifestando. El lunes 4 de marzo, a favor de la señorita que hace la denuncia, hemos formulado la denuncia ante la 47 Fiscalía Penal de Lima”, señaló.

Cuando fue consultado sobre las acciones que tomó el colegio cuando descubrieron el acoso del presunto agresor, el representante se limitó a decir: “No le voy a dar una respuesta a ese punto porque sería entorpecer una investigación. Estamos llanos a que la autoridad venga. (...) Si hay un responsable, que se sancione. Esa es nuestra posición clara y tajante”.

La joven denunció que cuando su agresor empezó a acosarla, el colegio Nuestra Señora de la Consolación no lo despidió y le echó la culpa de lo que ocurría a ella, quien era menor de edad.

“Le conté todo a la psicóloga, las miradas, los guiños, los besos volados y las cartas. Me dijeron que era un deshonra estar portándome de esa manera. Me prohibieron pasar de la mitad del colegio hacia donde estaba el almacén de limpieza”, contó la víctima a RPP.

Te puede interesar

CONTINÚA
LEYENDO