Inpe tiene 400 personas para labores comunitarias en Tacna y Moquegua

El último viernes un grupo de cien sentenciados participó en una jornada de limpieza en el distrito de Pocollay en Tacnalabores comunitarias permiten a los sentenciados reducir su condena.

El último viernes un grupo de cien sentenciados participó en una jornada de limpieza en el distrito de Pocollay en Tacnalabores comunitarias permiten a los sentenciados reducir su condena.

En los departamentos de Tacna y Moquegua se cuenta con 400 personas sentenciadas, disponibles para el apoyo en labores comunitarias. Los procesados cuentan con libertad condicional o tienen penas no carcelarias y pueden pagar su deuda con la sociedad arreglando colegios, hospitales, municipios, entre otras instituciones.

Un grupo de cien sentenciados participó ayer de una jornada de limpieza de las polvorosas calles de la asociación Jerusalén Nueva Esperanza, en el distrito de Pocollay en Tacna. El ministro de Justicia, Vicente Zeballos, asistió al evento e invocó a los participantes a continuar con actividades de resocialización.

El jefe del área de Medio Libre del Instituto Nacional Penitenciario (Inpe), Paul Chura Chaiña, explicó que en algunos casos las labores comunitarias permiten a los sentenciados reducir su condena. Solo personas que cumplen sus penas en libertad pueden participar de las tareas. 

Los ciudadanos que participan de labores comunitarias fueron sentenciados por delitos como peligro común (conducir en estado etílico), omisión a la asistencia familiar, violencia familiar y faltas menores. Las tareas se asignan de acuerdo a la disponibilidad de tiempo y formación académica del procesado. 

Te puede interesar

CONTINÚA
LEYENDO