Fiscalía pediría detener a Castañeda por pago de OAS

Redaccionlr
25 05 2019 | 21:00h

Más acciones. Equipo Lava Jato también incluiría al exfuncionario Martín Bustamante Castro, quien según delator Léo Pinheiro recibió los US$ 100 mil, y al hijo del exalcalde, Luis Castañeda Pardo, porque presuntamente estaría relacionado con transferencias de dinero para el exalcalde en el 2014.

Doris Aguirre y María Isabel Álvarez

El Equipo Especial Lava Jato evalúa requerir la detención preliminar del exalcalde Luis Castañeda Lossio, luego de que el expresidente de la constructora OAS Léo Pinheiro confesara a las autoridades que había abonado 100 mil dólares a la campaña electoral del líder de Solidaridad Nacional, el 2014. La medida también incluiría al exregidor, excandidato al municipio e hijo de Castañeda, Luis Castañeda Pardo, por la presunta existencia de transferencias de dinero.

El abogado Eduardo Roy Gates, representante legal de Luis Castañeda, no respondió las insistentes llamadas que le hizo este diario.

El exfuncionario de la gestión de Castañeda y miembro del entorno más íntimo de este, Martín Bustamante Castro, a quien, según la versión de Pinheiro, se le entregó el dinero que solicitó el exalcalde limeño a OAS, sería otro de los personajes para el que se solicitaría la prisión preliminar.

PUEDES VER Castañeda recibió US$ 100 mil de OAS en el 2014

Anoche, Bustamante pidió licencia al cargo de primer regidor de la Municipalidad de Miraflores “para ejercer su derecho de defensa al ser mencionado su nombre en el caso OAS”.

La versión de Pinheiro se dio en el mismo interrogatorio en el que también reveló los aportes a las campañas de la exalcaldesa Susana Villarán, contra la revocatoria y por su reelección. Pero los dichos de Léo Pinheiro sobre Castañeda se han conocido mucho después.

La hipótesis del Equipo Especial del caso Lava Jato es que OAS abonó los 100 mil dólares en 2014 para asegurarse el triunfo de Castañeda y así renegociar con amplia ventaja la concesión de los peajes de Línea Amarilla, lo que efectivamente se produjo en 2015, no obstante que Pinheiro fue detenido por su implicación en actos de corrupción con el gobierno del presidente Lula.

PUEDES VER Expresidente de OAS se reunió con Castañeda para coordinar pagos de campaña

En agosto de 2016, cuando Pinheiro ya había recibido condena de 16 años y 4 meses de cárcel, OAS vendió por 1.430 millones de dólares a la compañía francesa Vinci Highways, operación comercial que contó con la aprobación de la gestión de Luis Castañeda.

El costo de Línea Amarilla

Fuentes de la Contraloría General de la República recordaron que advirtieron a Castañeda que Línea Amarilla no había cumplido con una serie de obras complementarias, pero el exalcalde hizo caso omiso.

Los exrepresentantes de OAS Valfredo de Assís y Léonardo Fracassi forman parte de la docena de investigados en el caso, especialmente porque estos tuvieron alguna participación en las negociación para la adjudicación de la concesión o para la renegociación de esta, puesto que los brasileños ya estaban con problemas judiciales en su país por el caso Lava Jato y necesitaban con urgencia vender Línea Amarilla y evitar que sus activos fueran confiscadas por las autoridades peruanas.

PUEDES VER La historia detrás de Rutas de Lima y Línea Amarilla

Fuentes del Municipio Metropolitano de Lima (MML) confirmaron que estaban enterados de las declaraciones de Léo Pinheiro sobre la entrega de dinero a la gestión de Luis Castañeda y estimaban que la información colocaba a la municipalidad en una posición para demandar la revisión de los contratos de Rutas de Lima (Odebrecht) y Rutas de Lima (OAS). El 6 de octubre de 2009, Valfredo de Assís constituyó la empresa Línea Amarilla, y el 12 de noviembre de ese año, el mismo representante de OAS, firmó contrato con la gerente de Castañeda, Giselle Zegarra Flores, investigada por el mismo caso.

Como informó La República, la procuraduría ad hoc del caso Lava Jato y la procuraduría de la Municipalidad de Lima coordinan acciones legales relacionadas al futuro de las concesiones de los peajes que, al decir de la confesión de los exfuncionarios de Odebrecht y OAS, tuvieron origen ilegal.

Hasta hoy, Castañeda ha salido bien librado de las investigaciones. En el caso Comunicore fue excluido del proceso penal gracias al Tribunal Constitucional, en 2013. En su sentencia, el TC sostuvo que el Poder Judicial abrió un proceso errado contra Castañeda, al considerar solo la denuncia del fiscal provincial, y no el pronunciamiento del fiscal superior, quien pidió apartar al exalcalde del caso.

PUEDES VER Peajes: La historia detrás de Rutas de Lima y Línea Amarilla [INFOGRAFÍA]

Comunicore fue una empresa fachada usada para lavar dinero del narcotráfico, según un informe secreto de la UIF.

En la gestión de Castañeda, la Municipalidad de Lima acordó pagar a la empresa de recojo de basura, Relima, una deuda de 35,9 millones de soles en un plazo de 10 años. Pero la municipalidad decidió pagar la deuda el 2006. Meses después de que el total de la deuda fue cancelada, la empresa desapareció. 

Los aportes salieron de la caja 2 de OAS

- La constructora brasileña OAS, al igual que Odebrecht, tenía una caja 2 destinada a sobornos y aportes. Los 100 mil dólares entregados a Luis Castañeda Lossio salieron de la oficina que también recibió el nombre de “Controladoría”.

- Exejecutivos de OAS han detallado que la constructora contaba con un área dedicada a obtener fondos para realizar pagos ilícitos, a cambio de obras públicas, en Brasil y el extranjero. En total se habrían reunido fondos por cerca de 120 millones de dólares que abastecían las cuentas de los ‘doleiros’.