Editorial Editorial

Editorial

La República

Más columnas

Editorial Editorial

Se acorta la brecha11 May 2021 | 4:57 h

Editorial Editorial

Nuestro compromiso con la ética10 May 2021 | 6:09 h

Editorial Editorial

Proclama Ciudadana09 May 2021 | 4:42 h

Editorial Editorial

El dilema de las AFP08 May 2021 | 4:58 h

Dos décadas después

Estados Unidos se retira de Afganistán y pone fin a la “guerra más larga”. Es el fin de una era.

Joe Biden puso fin a la guerra contra Afganistán que estaba próxima a cumplir dos décadas. Un retiro silencioso y deslucido, aunque necesario. La guerra “más larga” terminará. Es sin duda el fin de una era, simbolizada por un enorme vacío donde antes se elevaban las Torres Gemelas de Nueva York.

Hace 20 años, el atentado terrorista del 11 de setiembre del 2001 (11S) contra distintos blancos civiles en Estados Unidos desató una cruzada occidental contra el terrorismo, que persiguió a grupos extremistas, como los talibanes, en sus diferentes refugios en Afganistán.

Estados Unidos declaró la guerra, desplegó sus tropas y trazó planes de caza de Osama Bin Laden, jefe de Al Qaeda, cerebro de los atentados, en una guerra sin cuartel contra el terrorismo internacional. La intervención estadounidense se extendió a Irak y en el Oriente Medio se abrió un nuevo capítulo de gran violencia que aún hoy no cesa.

Diez años después, en el 2011, tras el bombardeo de su refugio en Pakistán, se anunció la muerte de Bin Laden, producto de una operación militar y de inteligencia estadounidense.

No obstante, el estado de guerra se mantuvo para garantizar la pacificación y un orden político que nunca pudo ganar estabilidad o continuidad, por la agitación constante en que vive la región. En algún momento a lo largo de los 20 años más de 100 mil hombres se acantonaban en diferentes campamentos en la región. Actualmente se calculan unos 2 mil 500 efectivos. El costo en vidas supera las 160 mil víctimas mortales según la Universidad de Brown y alrededor de 2 billones de dólares el monto económico.

Es bueno precisar que el presidente Joe Biden ha hecho este anuncio en cumplimiento de un compromiso de campaña, pero posponiendo la fecha de retiro ya fijada por su antecesor Donald Trump. El retiro total de tropas ha elegido una fecha simbólica para cumplirse, el 11 de setiembre del 2021, pero empezará el próximo mes. La OTAN ejecutará la orden de retiro a partir del 1 de mayo próximo.

La pandemia y la reactivación económica interna son razones suficientes para justificar la decisión, aunque el presidente Biden ha señalado que ya son cuatro mandatarios estadounidenses, incluido él, que deben lidiar con la presencia de tropas norteamericanas en Afganistán y “no pasaré esa responsabilidad a un quinto”.