Niña se lanza a la piscina, su abuelo y su madre intentan rescatarla: mueren ahogados [VIDEO]

Sucedió en Estados Unidos. Los familiares de la niña de 8 años trataron de sacarla del fondo de la piscina recién restaurada, pero ninguno de los tres sabía nadar.

Niña se tiró a la piscina, su abuelo y su madre trataron de salvarla, pero todos fallecieron ahogados por no saber nadar. Foto: New York Post
Niña se tiró a la piscina, su abuelo y su madre trataron de salvarla, pero todos fallecieron ahogados por no saber nadar. Foto: New York Post
Mundo LR

El abuelo y la madre de una menor de 8 años fallecieron ahogados después de intentar salvar a la niña, quien también perdió la vida. Los tres integrantes de esta familia, originaria de la India, quienes residían en el estado de Nueva Jersey, en Estados Unidos, no sabían nadar.

La trágica escena se registró el pasado lunes en la piscina recientemente reparada e instalada en el patio trasero de un inmueble, en la localidad de East Brunswick. De acuerdo a la declaración de los vecinos, la pequeña, identificada como Sacchi Patel, se lanzó al área más profunda de la piscina, donde había entre 1,8 y 2,1 metros.

PUEDES VER Argentina: detenido con coronavirus se lanza de un segundo piso y escapa de un hospital

Todo empezó cuando una tía de la pequeña se percató que la niña pedía auxilio desesperadamente desde el agua y el abuelo, de 62 años, se arrojó a la piscina para tratar de socorrerla, pero —al no saber nadar— se ahogó.

En ese momento, la madre de la menor, Nisha Patel de 33 años, se metió rápidamente a la pileta. Pero desafortunadamente la mujer tampoco sabía nadar e hizo todo lo posible para salvar tanto a su suegro como a su hija antes de ahogarse, según informaron los reportes de la Policía mencionados por el sitio web New York Post.

Según reveló NBC New York, la tía —que observó el trágico desenlace— pudo sacar a Sacchi del agua, pero no lo suficientemente rápido como para ponerla a buen recaudo.

Lazy loaded component

Los tres habitaban en la propiedad ubicada en la avenida Clearview Road, que la familia había comprado en el mes de abril por cerca de 400.000 euros.

Por otra parte, un vecino que tuvo una charla con el abuelo previo al fatal incidente, contó a la NBC que ellos habían arreglado hace unos días la piscina y que este lunes fue posiblemente la primera vez que la utilizaban.