Juana, ‘La Peque’ del narcotráfico: su escalofriante relato sobre lo que hacía con los cadáveres [VIDEO]

Usaba su atractivo para cautivar a sus amantes. Confesó a las autoridades de México, las atrocidades que hacía con los cuerpos de sus víctimas.

Juana, ‘La Peque’ del narcotráfico: confesó las atrocidades que hacía con los cadáveres. Foto: Difusión

Juana, ‘La Peque’ del narcotráfico: confesó las atrocidades que hacía con los cadáveres. Foto: Difusión

La República
25 09 2019 | 10:51h

Desde México y con su cabello rojo cayendo sobre sus hombros, Juana se parece a cualquier otra mujer joven de unos 20 años, excepto porque la mayoría de las veces posa con una ametralladora para las fotografías.

Aunque puede tener cara de inocente, Juana es en realidad una de las mujeres más peligrosas de México y reconocidas del narcotráfico: una asesina que acabó con cinco hombres y luego bebió su sangre caliente antes de tener relaciones sexuales con sus cuerpos decapitados.

'Los Zetas' se caracterizan por su sangre fría para ajusticiar a los demás. Foto: Difusión

PUEDES VER El sicario que mata a sus colegas: antes lo hacía para un cártel y ahora lo hace para depurar el mundo de otros asesinos [FOTOS]

Juana, conocida como La Peque o “La Pequeña”, es una de las mujeres asesinas que está cada vez más involucradas en las brutales guerras de drogas en México y que han visto morir a 115 000 personas entre 2008 y 2018.

México.

Conocidas también sicarias, estas mujeres usan su apariencia para encantar a sus víctimas antes de asesinarlas a sangre fría.

Nacida en Hidalgo, cerca de la ciudad de México, Juana fue reclutada por el despiadado cártel de Los Zetas mientras trabajaba como prostituta.

Juana se convirtió en una de las asesinas más temidas de la pandilla y, después de su arresto en 2016, se jactó de sus hazañas sangrientas en un blog, desde una cárcel en California.

Juana 'La peque' se convirtió en vigilante del Cártel de los Zeta a los 15 años. Foto: Difusión.

Juana 'La Peque' consumía drogas y alcohol a temprana edad. Foto: Difusión.

La mujer, que entonces tenía 28 años, dijo que “desde que era una niña era rebelde, y luego me volví adicta a las drogas y alcohólica”.

Embarazada a los 15 años, recurrió a la prostitución para mantener a su hijo antes de convertirse en una vigilante del cártel de los Zetas.

En una tendencia preocupante, los carteles de México están reclutando a más niños entre las edades de siete y nueve, a través del secuestro.

Los jefes de las drogas en México están ansiosos por explotar la ley de los niños, ya que los menores de 14 años no pueden ser legalmente responsables por los crímenes que han cometido. Mientras, comienzan como mulas y las pandillas los entrenan como asesinos antes de los 16 años.

Los cargos de asesinatos que acumulan antes de cumplir 18 años reciben una sentencia mínima.

Detención de Juana, ‘La Peque del narcotráfico'

Tras una intensa búsqueda y con denuncias de por medio, fue detenida el 2016 por las autoridades de México. Confesó las atrocidades que había cometido y como ingresó al mundo de la prostitución, a la par de adquirir nuevos vicios por su vida lujuriosa.



Video Recomendado