Realizarán intervenciones urbanas para resaltar geoglifo de 1.000 años de antigüedad

Imagen fue destruida por invasores de tierras en 2015 y reconstruida en el 2020 en Santo Domingo, Trujillo.

Actividades se darán el 28 y 29 de julio. Foto: Intangible
Actividades se darán el 28 y 29 de julio. Foto: Intangible
Diego Paz

La imagen de un único geoglifo de triple espiral, de más de 1.000 años de antigüedad, cuya longitud es de más de 15 metros de largo por 7 metros de ancho, vuelve nuevamente a ser visible y resaltado en la ciudad de Trujillo con intervenciones urbanas. Como se recuerda, la figura fue destruida en 2015 y restaurada en 2020.

A través de las manifestaciones artísticas y la tecnología, la figura, que es similar a las de Nazca, se presenta como un símbolo de culturas antiguas que sobresaldrá en los espacios públicos del centro colonial de la ciudad.

El autor del proyecto, el fotógrafo y artista visual José Carlos Orrillo, indicó que este 28 y 29 de julio a las 7.00 p. m. se darán estas actividades con el fin de proyectar la imagen del geoglifo sobre distintos edificios públicos, como iglesias y casonas.

“Al llevar la memoria del pasado a nuestro presente, el Triple Espiral continúa habitando simbólicamente en el territorio y expandiendo su energía entre todos nosotros”, resaltó Orrillo.

Por su parte, el intelectual Víctor Vich resaltó que la actividad es una de las intervenciones más contundentes de todas las que se vienen realizando en el Perú sobre revitalización del patrimonio histórico.

Desde su destrucción, la figura ha sido replicada en múltiples espacios en forma de instalaciones, obras de sitio específico, intervenciones urbanas y proyecciones audiovisuales.

Estas proyecciones enmarcadas en el proyecto Intangible, ganador de Estímulos Económicos del Ministerio de Cultura, se dan también por el bicentenario y serán trasmitidas en vivo en las redes sociales de la institución y de la Feria de Arte de Lima.