En el recuerdo

“Los sueños, los ideales y los principios de hombres tan lúcidos como Gustavo Mohme Llona están presentes cada día en La República y en sus plataformas que lo han convertido en el medio digital líder del país. A nuestros lectores y usuarios les reiteramos nuestra gratitud en este nuevo aniversario”.

Carlos Castro
17 Nov 2019 | 14:49 h

Gustavo Mohme Llona fue una persona excepcional que abrazó en vida lo que para él era fundamental: su compromiso con la verdad, con la justicia y con la democracia. En la construcción de sus sueños e ideales batalló hasta el último instante de su partida.

La política fue su pasión y él fue un símbolo y un ejemplo de cómo hacer política en este Perú nuestro que en las décadas de los 80 y los 90 demandaba –como lo vuelve a hacer hoy en horas también difíciles– que sus dirigentes sociales y políticos no se quedaran solo en el discurso o el mensaje.

Por eso GMLl fundó La República para darles voz a los que exigían ser escuchados, para defender los principios y valores que con tanta claridad señaló La República al ponerse al servicio de la nación desde el 16 de noviembre de 1981, en su primer editorial de Por una República Superior.

Y, como no podía ser de otro modo, para que los reclamos de los trabajadores, de los profesionales, de los pueblos olvidados, los invisibles de este país, tuvieran un medio que los escuche y los acompañe en sus demandas. Como él los acompañó también como senador llevando su voz al Congreso de la República o marchando siempre junto a ellos y en primera fila.

En esa búsqueda de la verdad impulsó y aprobó hace 29 años la Unidad de Investigación de La República, que, con la acuciosa e indesmayable dedicación de Ángel Páez, Edmundo Cruz y otros destacados periodistas, contribuyó en forma decisiva a desentrañar con sus investigaciones la extendida corrupción y los crímenes de la dictadura de Fujimori y Montesinos.

Fue infatigable en su lucha por el retorno a la democracia, incluso más allá de sus fuerzas. Bregó por la unidad de los partidos de la oposición, construyó el Acuerdo de Gobernabilidad, se movilizó de manera incansable para que la ciudadanía haga suyo el mensaje de que los peruanos tenemos el derecho de vivir en libertad y en democracia.

En esa cruzada sin tregua que estuvo reflejada en todos sus actos como dirigente político y parlamentario y como conductor periodístico de La República no lo amilanaron los ataques, ni las infamias y calumnias que recibió de la dictadura y sus fariseos. Tampoco bajó la guardia cuando la acción unitaria de la clase política no tomaba cuerpo. “Ya se darán cuenta de que debemos marchar unidos”, respondía a nuestras inquietudes.

Su ejemplo de honestidad y su firme convicción en los principios que guiaron su conducta es el mensaje que nos dejó también a los que formamos parte de La República y a quienes tuvimos el honor de conocerlo y trabajar a su lado. Mensaje que la familia Mohme-Seminario se ha encargado de mantenerlo vivo -bajo la conducción de nuestro director periodístico, Gustavo Mohme Seminario- y que hoy se extiende a la Fundación que lleva su nombre y que preside Stella Mohme.

Los sueños, los ideales y los principios de hombres tan lúcidos como Gustavo Mohme Llona están presentes cada día en La República y en sus plataformas que lo han convertido en el medio digital líder del país. A nuestros lectores y usuarios les reiteramos nuestra gratitud en este nuevo aniversario

Video Recomendado