Identifican estrellas desde donde los extraterrestres podrían observarnos si existiesen

Ciencia LR

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

22 Oct 2020 | 21:15 h
Si los astrónomos ven otros planetas lejanos, ¿por qué no pensar que civilizaciones extraterrestres hacen lo mismo? | Foto: Composición LR / NASA / ALMA
Si los astrónomos ven otros planetas lejanos, ¿por qué no pensar que civilizaciones extraterrestres hacen lo mismo? | Foto: Composición LR / NASA / ALMA

Los astrónomos analizaron las posiciones de 1.004 sistemas estelares a 326 años luz. Asumieron que los alienígenas detectarían a la Tierra por su tránsito alrededor del Sol.

Los astrónomos usan el método del tránsito planetario —observaciones espectroscópicas— para descubrir cuerpos celestes que orbitan alrededor de las estrellas. Sin embargo, quisieron dar una vuelta de tuerca y preguntarse: ¿desde qué direcciones del espacio los extraterrestres, de existir, divisarían la marcha de la Tierra pasando encima de nuestro Sol?

Para intentar darle una respuesta a ese creativo cuestionamiento, los investigadores Lisa Kaltenegger, del Instituto Carl Sagan en la Universidad de Cornell (New York, Estados Unidos), y John Pepper, del Departamento de Física que pertenece a la Universidad de Lehigh, identificaron 1.004 puntos de vista estelares a 100 parsecs de distancia (326 años luz), desde donde se podría apreciar nuestro planeta.

El artículo está alojado en la revista especializada Monthly Notices of the Royal Astronomical Society con el título “¿Qué estrellas pueden ver la Tierra como un exoplaneta en tránsito?”. Inclusive se señala que el catálogo encontrado apoyará al famoso proyecto SETI (Búsqueda de Inteligencia Extraterrestre).

Ilustración del tránsito de mercurio. La diminuta mancha negra a la derecha es el primer planeta alrededor del Sol | Foto: NASA

Tránsito de Venus en el 2004 fotografiado por el satélite TRACE | Foto: NASA

En el resumen exhaustivo del estudio, los involucrados detallan: “Como parte de la misión extendida, el TESS (telescopio espacial) de la NASA también buscará planetas en tránsito en la eclíptica, para encontrar planetas que ya podrían haber encontrado vida en nuestra Tierra en tránsito".

Kaltenegger, autora principal de la investigación astronómica, comentó que si los extraterrestres estuviesen buscando rastros de vida en el sistema solar, captarían una combinación de oxígeno, nitrógeno e indicios de ozono y metano: "la atmósfera de nuestro punto azul pálido”.

El punto azul pálido es el nombre de una fotografía de 1990 tomada por la sonda Voyager 1 a 6.000 millones de kilómetros de nuestro vecindario cósmico. En ella, la Tierra es poco perceptible debido a las interferencias solares. Carl Sagan (1934-1996), astrofísico, divulgador científico y exconductor del programa Cosmos, quedó tan impactado que le puso ese nombre a un libro de su autoría.

“Mira ese punto. Eso es aquí. Eso es nuestro hogar. Eso somos nosotros. En él, todos los que amas, todos los que conoces, todos de los que alguna vez escuchaste, cada ser humano que ha existido, vivió su vida”, había escrito Sagan en esa publicación educativa de ciencia y filosofía (1994).

Carl Sagan comparó a la Tierra con una mota de polvo suspendida en un rayo de Sol | Foto: NASA/JPL-CALTECH

De esos 1.004 ‘puntos calientes’ mencionados por los astrónomos, 508 tienen ángulos de visión de 10 horas sobre el planeta que habitamos. Si bien se apuesta por imaginar un método de corte antropocentrista, vale la pena establecer un cálculo probabilístico: habitantes de otros mundos pueden haber lanzado sondas al espacio y un sinnúmero de estaciones satelitales que estén componiendo una ‘cartografía’ o mapa de todos los objetos masivos.

Por su parte, el coautor del artículo John Pepper dio a entender que solo una fracción de planetas conseguirían estudiar el tránsito de la Tierra, puesto que no en todas las direcciones del cielo se podría ver adecuadamente.

Además, hay obstáculos adicionales a considerar, como las nubes de gas y polvo, el correcto mantenimiento de los aparatos o la contaminación lumínica, en caso de que el telescopio alienígena brinde imágenes detrás de la distorsión atmosférica.

El 5% de los potenciales miradores fuera del sistema solar —dedujeron los investigadores— representa zonas donde la vida inteligente no ha subsistido; en cambio, el restante 95% pertenece a estrellas con características que permiten a la vida evolucionar.

Otras estrellas de la lista no coinciden con el ángulo de visión correcto; sin embargo, en los años venideros se irán alineando y las condiciones científicas los favorecerán.

La estrella más cercana de la lista estudiada se ubica a 28 años luz de la Tierra y el 6% de los sistemas (tipo G) son parecidos al que habitamos, un porcentaje alto considerando la cantidad de estadísticas analizadas.

El Sol es una estrella enana amarilla tipo G | Foto: Difusión

Las estimaciones de la edad de aquellas esferas luminosas “ayudarían a priorizar la búsqueda de vida avanzada”, sugirieron los expertos.

Recordemos que un equipo de científicos del Instituto Max Planck de Física Extraterrestre (Alemania) utilizó el observatorio ALMA y determinó que se necesitaron menos de 500.000 años para que la estrella IRS 63 de la constelación de Ofiuco equilibre su masa y empiece a albergar planetas.

Así, se ahorraría tiempo y descartarían una serie de zonas ‘infértiles’ por la antigüedad.

Estrellas, últimas noticias:

Video Recomendado

Lazy loaded component