Cusco: Huchuy Qosqo en Calca se queda sin teleférico

La República
27 M04 2019 | 15:55h

MARCHA ATRÁS. Empresa anunció que desiste de hacer la obra y que evalúa iniciar procesos legales para recuperar su inversión.

Los reclamos y la oposición infundada de la comunidad campesina de Sacllo obligaron al consorcio Teleférico Huchuy Qosqo (THQ) a suspender el proyecto de instalación de un teleférico, que se iba a usar para trasladar a los visitantes hasta el sitio arqueológico Huchuy Qosqo de la provincia cusqueña de Calca.

La empresa que había ganado la concesión optó por suspender actividades y las negociaciones bilaterales con la comunidad porque no hay ánimo de solucionar las diferencias. La obra cuesta US$ 31 millones y sería instalada por el consorcio conformado por las firmas DoppelMayr Garaventa, de Suiza, y Etermar de Perú.

PUEDES VER: Inician trabajos de primer teleférico de Cusco que conducirá hasta Huchuy Qosqo

En una carta enviada a la Municipalidad Provincial de Calca y la comunidad de Sacllo, el 22 de abril pasado, THQ sostiene que desiste de hacer la obra y evalúa “las acciones legales para que la comunidad devuelva a la empresa THQ el monto pagado por el concepto de compra venta y constitución de servidumbre, US$ 350 968, así como todas las contribuciones y aportes hasta la fecha”.

En el documento firmado por el gerente general, Sergio Oliveira, añaden que la firma evalúa iniciar las acciones legales para que la comunidad campesina indemnice al consorcio Teleférico Huchuy Qosqo por los daños generados con el incumplimiento del contrato.

Demanda laboral

Los comuneros de Sacllo piden al consorcio que asuma el compromiso de pagar el 15% de los ingresos que se obtengan por la venta de boletos. 

Uno de los abogados de la comunidad, según el Frente Cívico de Defensa de los Intereses de la Provincia de Calca, es Iván Ovalle Escalante, quien, según medios nacionales, trabajó con los hermanos Chávez Sotelo. Estos últimos cumplen actualmente una orden de prisión preventiva de 36 meses por supuestamente encabezar una organización criminal dedicada a extorsionar a la minera MMG Limited.

Un antecedente de Ovalle es que, en septiembre de 2016, fue abogado de la comunidad campesina de Choqueca en Cotabambas, Apurímac, y firmó una carta dirigida a MMG Limited pidiendo el pago de US$ 80 millones por el uso de vías comunales. 

“Nos sentimos chantajeados”, dijo un trabajador del consorcio TQH, quien pidió el anonimato, ante esta situación.

Por eso, el Frente Cívico emitió un pronunciamiento cuestionando la postura de la comunidad de Sacllo y pidió al Ministerio Público que inicie de oficio acciones legales contra el abogado y algunos comuneros de esa comunidad.

Sucede que la comunidad había firmado un convenio con la comuna de Calca y la empresa en agosto de 2017. 

No obstante, cambiaron de parecer y ahora se muestran en contra del proyecto, al punto que el 26 de febrero pasado enviaron una carta notarial para exigir varias cosas, entre ellas el pago del 15% de los ingresos anuales.

Información de la obra

 

PUEDES VER: Cusco: Choque y volcadura minivan deja cinco heridos en Calca

Las ventajas de esta obra

El teleférico iba a traer varios beneficios para la provincia de Calca. Para empezar, iba a elevar el flujo turístico a Huchuy Qosqo y la empresa había asumido el compromiso de pagar hasta el 4% de sus ingresos a la comuna provincial, monto que podría superar fácilmente en el mediano plazo los 2 millones de soles anuales.

Actualmente, muy pocos visitan Huchuy Qosqo porque la carretera es muy accidentada. Tarda 40 minutos el ascenso en movilidad. Desde la cima de Huchuy Qosqo, se obtiene una hermosa vista del Valle Sagrado de los Incas, Ollantaytambo y Písac. El nevado Pitusiray también puede ser apreciado.