Asia: conflicto por tierras entre empresa minera y presuntos comuneros

La Republica
Edgar Gamboa

Disputa. Minera Stone World denunció usurpación de terreno y robo de especies por parte de sujetos con antecedentes por tráfico de tierras

El balneario de Asia, en la provincia de Cañete, vuelve a ser escenario de un conflicto entre presuntos comuneros y una empresa privada que denuncia haber sufrido la usurpación de sus terrenos y el robo de especies, a manos de prontuariados sujetos con denuncias por tráfico de tierras en diferentes zonas de Lima.

Según la denuncia presentada en la comisaria de Asia el pasado 11 de febrero, medio centenar de sujetos encapuchados, provistos de armas de fuego, piedras y palos, irrumpieron en los terrenos de la empresa minera Stone World, a la altura del kilómetro 110 de la Panamericana. 

"Llegaron la noche del día nueve, cuando obreros contratados por la empresa excavaban una zanja para la construcción de un cerco perimétrico. No sólo robaron sus pertenencias, como celulares y billeteras, sino que quemaron sus ropas y se apropiaron de los materiales de construcción", refiere el abogado John Reid, representante legal de la empresa. 

Posteriormente, los presuntos invasores levantaron su propio cerco perimétrico, apropiándose de unas diecisiete hectáreas que el denunciante asegura fueron adquiridas legítimamente. "Ellos dicen ser comuneros que defienden las tierras de Asia, pero en realidad son unos delincuentes que se dedican a invadir y traficar con tierras", agrega Reid.

En la denuncia policial, se señala como responsable del ataque a la persona de José Luis Tintaya Mendoza. Él, secundado por Freddy Pinto Pazos, un sujeto con múltiples denuncias por usurpación y vandalismo en los balnearios del sur, encabezarían el supuesto grupo de comuneros. 

Con el fin de obtener su descargo, tratamos de comunicarnos con ambas personas, pero no obtuvimos respuesta. En la zona presuntamente invadida, todavía permanecen, con actitud amenazante, unos cincuenta hombres que aseguran sólo defienden las tierras de su comunidad.

En tanto, la empresa Stone World ha anunciado que tomará acciones para recuperar el predio y desalojar a los supuestos invasores. "De momento, los trabajos de la empresa se encuentran paralizados. Estas personas no saben los graves perjuicios que nos están ocasionando", apuntó John Reid.