La producción de maíz amarillo duro es insuficiente para la demanda nacional

En Junín y Ayacucho decreció la producción de maíz amarillo duro en el 2017. En cambio, Huancavelica incrementó en 50% la cosecha de este alimento para el ganado.

En Junín y Ayacucho decreció la producción de maíz amarillo duro en el 2017. En cambio, Huancavelica incrementó en 50% la cosecha de este alimento para el ganado.

El consumo de maíz amarillo duro, uno de los insumos principales para la producción de alimento balanceado de la industria avícola y ganadera del país, acumula cinco años consecutivos de crecimiento, informó el Instituto de Investigación y Desarrollo de Comercio Exterior de la Cámara de Comercio de Lima.

“Entre los años 2013 y 2017, la demanda de este cereal va creciendo a una tasa promedio anual de 8% y este 2018 la tendencia indica que seguirá el mismo camino”, señaló Carlos Posada, director ejecutivo del del Instituto.

Sin embargo, los productores nacionales de este insumo solo podrían cubrir alrededor del 30 o 40% de esta demanda, por lo que el 60% o 70% restante provendría de la importación. Para el Idexcam, los países proveedores de maíz amarillo duro han aprovechado esta coyuntura para cubrir la demanda nacional.

En 2017, la producción nacional de maíz amarillo duro fue de un millón 248 mil 294 toneladas. Pero la demanda total fue de 4 millones 605 mil 744 toneladas, por lo que fue necesaria la importación de 3 millones 357 mil 450 toneladas. 

El principal país de donde nuestro país importa maíz amarillo duro para el ganado es Estados Unidos.

En el 2017, el departamento de Huancavelica incrementó en 50% su producción de maíz amarillo duro, en cambio Junín disminuyó en 11,5% y Ayacucho mermó en -9,4%.

Las regiones con mayor producción de este alimento para el ganado son La Libertad, Ica, Piura, Áncash y Loreto, que en conjunto representaron en el 2017, el 71,6% de la producción nacional.

 

 

 

Te puede interesar


CONTINÚA
LEYENDO