Hay menos ambulantes en Gamarra, pero sigue el caos en los alrededores

Tras dos días de enfrentamientos y descontrol entre comerciantes formales, ambulantes y serenos en las calles de Gamarra, el ambiente lució ayer más calmado en esa parte de La Victoria. “Los empresarios ahora estamos dispuestos a colaborar con las autoridades”, afirmaba Diógenes Alva, dirigente comercial del emporio textil.

“Ya casi no hay presencia de ambulantes en el Damero, se han retirado a los exteriores, hacia Aviación y Parinacochas. Las peleas que hubo con los serenos se debieron a que entre ellos también hay personal de mal vivir y están acostumbrados a esa forma de vida. Nosotros estamos tranquilos y esperamos que una vez que asuma la nueva autoridad podamos reunirnos a conversar y ver la manera de salir adelante”, insistió el empresario.

Mientras tanto, el general Miguel Ángel Núñez, jefe de Investigación Criminal, señaló que se ha coordinado con la Región Lima para que más efectivos acudan a Gamarra a fin de salvaguardar la seguridad en la zona.

La calma que se vive en el jirón Gamarra, no obstante, contrasta mucho con lo que pasa en los alrededores: ambulantes en veredas y pistas, inseguridad, ausencia de serenos, suciedad y congestionamiento vehicular.

COBROS ILEGALES

El alcalde Elías Cuba es acusado de cobrar a los ambulantes por parqueo y uso del espacio público. Esto le habría representado ingresos ilegales por más de S/ 25 millones al año.

Te puede interesar


CONTINÚA
LEYENDO