Coronavirus: ¿cómo la pandemia impacta en la salud sexual y reproductiva de las mujeres?

La República

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

12 Abr 2020 | 20:49 h
Activistas y especialistas sobre la salud sexual  y reproductiva de las mujeres alertan sobre el impacto de la COVID-19 en los derechos de las mujeres. Créditos: Unfpa.

Más de 100 países en el mundo no cuentan con leyes que garanticen el acceso a estos servicios, según Unfpa. Por eso, la crisis por la COVID-19 ha alertado a la comunidad internacional sobre sus efectos a poblaciones vulnerables.

En la actualidad, solo el 55 % de las mujeres en el mundo puede elegir libremente sobre su salud sexual y reproductiva, según el último informe del Fondo de Poblaciones Unidas (Unfpa), basado en un estudio a 57 países.

Es así que, debido a la crisis sanitaria a nivel global a causa del nuevo coronavirus, a los expertos les preocupa que el poco avance que han tenido los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres se vean afectados.

PUEDES VER Sexo en tiempos de cuarentena: “Hay que normalizar que pueda haber falta de deseo”

“A nivel mundial, a medida que la COVID-19 se expandió, el acceso a servicios de salud sexual y reproductiva, desde servicios de rutina y pruebas de enfermedades de transmisión sexual (ETS), hasta la atención prenatal, anticoncepción y aborto, han sufrido significativamente”, precisó Françoise Girard, presidenta de la Coalición Internacional para la Salud de las Mujeres.

Girard afirmó que cuando ocurre este tipo de crisis, los servicios de salud sexual siempre son vulnerables a “caer” ante la lista de prioridades de quienes toman las decisiones, que son en su mayoría, los que no sufrirán la falta de acceso.

En medio de la pandemia, Emilie Filmer-Wilson, asesora de derechos humanos del Unfpa, declaró a IPS que la cuarentena y el distanciamiento social son desafíos que deben resolver los gobiernos.

“La distancia sería uno de los riesgos que conlleva simplemente ir a un centro de servicios de salud", acotó la experta, por lo que planteó que si esto afecta a los “niveles institucionales y de servicio, será mucho más difícil para las mujeres” el acceso a la salud sexual y reproductiva.

Las mujeres enfrentan un mayor riesgo de violencia, pérdida de medios de vida y otras amenazas bajo la pandemia. Foto: difusión.

Del mismo modo, Girard sostuvo que si durante el aislamiento obligatorio se le prohíbe a la mujer el acompañamiento de sus parejas o doulas en el trabajo de parto, se demostraría “lo poco que los tomadores de decisiones valoran y comprenden la salud y las necesidades de las mujeres”.

En definitiva, las especialistas coinciden en que en temas de accesibilidad habrán comunidades que se verán afectadas de manera desproporcionada. "Las mujeres pobres, las mujeres negras, las mujeres indígenas, las mujeres rurales, las personas LGTBI, las adolescentes, las personas con discapacidad ya luchan por acceder a servicios integrales de atención sanitaria y sistemas de protección social”, recordó.

Servicios de salud reproductiva son esenciales durante la pandemia de la COVID-19

Por estas razones, el Centro de Derechos Reproductivos (CDR) para Latinoamérica hizo un llamado para que los Estados garanticen los derechos reproductivos de las mujeres en tiempos de coronavirus.

A través de su pronunciamiento, el organismo pide a los Estados que dispongan de la interrupción voluntaria del embarazo como un servicio de salud esencial, que eliminen las barreras legales y administrativas a los servicios del aborto (incluido el farmacológico) y que cumplan con la implementación de un paquete mínimo de servicios iniciales para la salud reproductiva en medio de la crisis sanitaria.

Video Recomendado

Lazy loaded component