46 congresistas salvaron a fujimorista Néstor Valqui

Plataforma_glr
19 09 2012 | 21:37h

Martín Hidalgo.

"Dar para recibir". Ese parece ser el lema impuesto en la sesión reservada del Pleno Especial del pasado lunes, luego de que se blindara al legislador fujimorista Néstor Valqui, acusado de ocultar la sentencia que recibió en el 2008 por el delito de proxenetismo, una actividad ilícita a la que, según la Comisión de Ética, sigue vinculado.

La pregunta, ante tal panorama, es ¿cómo lo consiguió? La respuesta se encuentra en la votación de 46 votos en contra, 33 a favor y 32 abstenciones.

Una votación en la que la postura en bloque del fujimorismo junto al Apra se vio respaldada por las abstenciones de los integrantes de Solidaridad Nacional, Alianza por el Gran Cambio, Acción Popular-Frente Amplio, Perú Posible e incluso del Partido Nacionalista.

Pero vamos en orden. Los solidarios, a través de Martín Belaunde, pidieron que el Parlamento realice una pericia grafotécnica a los documentos presentados por la esposa de Néstor Valqui, Edy Estrada, a la Municipalidad de Yanacancha como propietaria o administradora, luego de la supuesta venta del Night Club Discoteck Calusa. Esto debido a que Valqui dijo ante el Pleno que las firmas eran adulteradas.

Al no ser atendido el pedido de Belaunde, la bancada solidaria decidió votar en bloque. Según su vocero, Michael Urtecho, no les bastaba la pericia presentaba por Valqui, por lo que solicitaban una nueva.

"Sin esa prueba pericial no podemos determinar si la compra-venta del inmueble fue ficticia o no. Por eso optamos por abstenernos", dice Urtecho.

LOS DIVIDIDOS

Otro fue el caso de la bancada dominada por los pepecistas, quienes se mostraron divididos en la votación sobre el informe que pedía la suspensión de Néstor Valqui por 120 días.

Mientras que Marisol Pérez Tello, Javier Bedoya y Alberto Beingolea votaron a favor del informe de la comisión que preside su colega de bancada Humberto Lay, otros como Juan Carlos Eguren, Luis Galarreta, Lourdes Alcorta, Richard Acuña, Enrique Wong y Gaby Pérez del Solar decidieron optar por la abstención.

En la nueva bancada de Acción Popular-Frente Amplio, el ex fujimorista Alejandro Yovera votó en contra de la sanción a Valqui. Y es en este momento cuando comienza el "dar para recibir", pues después del caso del legislador fujimorista el Pleno pasó a debatir el caso de Yovera, para quien se pedía 120 días de suspensión sin goce de haber.

En esa misma línea, Javier Diez Canseco y Jorge Rimarachín se abstuvieron en la votación.

Similar situación se dio en la bancada de Perú Posible, en la que existieron todo tipo de adhesiones. Hay quienes votaron en contra de la suspensión de Valqui (Marco Tulio Falconí), varios que se abstuvieron (Víctor Crisólogo, Renán Espinoza, Casio Huaire, Modesto Julca, José León, Norman Lewis y Mariano Portugal) y solo una que se atrevió a marcar a favor del informe de Ética (Carmen Omonte).

AMIGOS NACIONALISTAS

Pero lo que más llamó la atención de la votación fue la división de la bancada oficialista.

Si bien existen 22 que votaron a favor de mandar a Valqui a su casa por cuatro meses sin  goce de haber, diez se abstuvieron de sancionarlo. De estos últimos, salta a la vista que en su mayoría son congresistas que fueron sancionados por la Comisión de Ética o que tenían casos pendientes a debatirse ese mismo día.

Este bloque del oficialismo estuvo impulsado por Emiliano Apaza, sancionado en un anterior Pleno por 120 días. Este recibió el apoyo de un grupo integrado por las nacionalistas Natalie Condori, Claudia Coari y Esther Saavedra.

"Este grupo esperaba el apoyo de los fujimoristas para la reconsideración que presentó Apaza contra su sanción", asevera una fuente legislativa de su propia bancada.

A este se sumaron los ya suspendidos Omar Chehade, Celia Anicama y Elugio Amado, quienes votaron en ámbar. De igual manera, lo hicieron Wilder Ruiz y Rubén Condori. El primero sería blindado más tarde en el Pleno, y el segundo tiene una investigación pendiente en la Comisión de Ética.

Otros que optaron por el ámbar fueron Santiago Gastañaudi y Hernán de la Torre.

Sobre el blindaje, el presidente de la Comisión de Ética, Humberto Lay, aseveró que la única explicación es que primó el interés de la bancada por encima del informe final de su comisión con las pruebas y argumentos suficientes como para aplicar una sanción.

"Veo con preocupación que como país hemos entrado a una cultura de corrupción en la que esta se acepta", acotó.

IRREGULARIDADES COMPRA-VENTA

La Comisión de Ética halló serias irregularidades en la compra-venta del inmueble ubicado en el jirón Ángel Ramos Picón Nº 311 a nombre de Arturo Cóndor Araujo.

Según el contrato del 20 de enero del 2009, Valqui y su esposa venden el inmueble a S/. 60 mil, que se cancelaban íntegramente con un préstamo del Banco Continental.

Sin embargo, dos días después, aparece en Registros Públicos un contrato diferente, con los mismos firmantes y en la misma notaría, pero esta vez el monto de la venta se incrementa a US$ 120 mil, pagando US$ 36 mil al contado y el saldo de US$ 84 mil con un préstamo del Banco Continental.

CLAVES

Según información obtenida por La República, en la Comisión de Ética existen siete casos en calificación referidos a mentiras en las hojas de vida.

Por los nacionalistas están Teófilo Gamarra, Esther Saavedra, José Urquizo y Rubén Condori. También los fujimoristas Francisco Ccama y Cecilia Chacón, además de Leonardo Inga, de Acción Popular.