VACUNAFEST - Todo sobre la jornada de inmunización para jóvenes de 25 años a más

El hombre que buscó y atacó a pederastas tras ser ultrajado por su padre

Jason Vukovich, el ‘cazador de pedófilos’, tomó medidas al margen de la ley contra tres agresores sexuales. Está condenado a 28 años de cárcel, pero unas 21.000 personas piden su libertad.

La Republica
Por el perfil de sus víctimas ―agresores sexuales de menores―, miles de ciudadanos le expresaron su apoyo incondicional.Foto: difusión
Mundo LR

El caso de Jason Vukovich, un reo conocido como el ‘cazador de pedófilos’, divide a Anchorage, la ciudad más grande de Alaska (Estados Unidos). Hace dos meses, este hombre, de 45 años, recibió la ratificación de su condena a 28 años de cárcel por los delitos de intento de asalto y robo en primer grado.

Por su ‘modus operandi’, las autoridades policiales se alertaron. Asimismo, por el perfil de sus víctimas ―agresores sexuales de menores―, miles de ciudadanos le expresaron su apoyo incondicional.

Según un informe de ABC, Vukovich se volcó a buscarlos gracias al registro de pederastas de la ciudad. De allí obtuvo toda la información necesaria para irrumpir en sus viviendas. En la fecha de esos delitos, junio de 2016, atacó a tres violadores de menores ya condenados.

Con cada uno de ellos, la estrategia fue la misma: llegar a su domicilio, inmovilizarlos a punta de golpes y robar los principales artículos de valor. Las víctimas llegaron a recordar una frase que Vukovich les repetía en medio de sus ataques despiadados: “Soy un ángel vengador”.

Por estos incidentes fue condenado en 2018 a 28 años de pena por los intentos de robo y asalto en primer grado. 23 de prisión intramural, que actualmente ya está pagando.

Foto: difusión

En noviembre de 2017, meses antes de conocer su sentencia, el ‘cazador de pedófilos’ escribió a mano una carta en la que buscó explicar los motivos detrás de su comportamiento. Según su testimonio, fue víctima de continuos abusos sexuales de su padre hasta los 13 años.

“Mi familia era muy religiosa y me llevaban a todas las actividades religiosas disponibles, dos o tres por semana. Así que puedes imaginar el horror y la confusión que experimenté cuando mi padre adoptivo comenzó a usar las sesiones de ‘oración’ nocturnas para abusar de mí”, contó Vukovich en la misiva.

“A las víctimas de abuso sexual que perdieron su infancia como yo, por favor no tiren su presente y su futuro cometiendo actos de violencia”, añadió en su extenso descargo citado por ABC. Desde que emitió este pronunciamiento, en Internet empezaron a circular fotografías de prendas en las que se lee mensajes en defensa al ‘vengador de Alaska’.

También se crearon perfiles en Instagram y TikTok, denominadas “JusticeforJason”, que acumula más de 80.000 seguidores. Estos perfiles, administrados por Angelina Tristan, quien se identifica como hermana de Jason, entregan detalles para que los seguidores puedan entablar algún contacto con él a través de correspondencia.

“¿Dónde estaba la justicia cuando lo violaron a sus 13 años?”, ha refutado Angelina luego de que la condena de Vukovich fuera ratificada. Eso mismo parecen cuestionarse los más de 21.000 firmantes que ahora claman su libertad.