La reina Isabel II felicitó a Pedro Castillo a través de la embajadora británica

Kate Harrisson saludó al nuevo mandatario y a la vicepresidenta Dina Boluarte, con quienes busca “fortalecer aún mas” la relación bilateral.

La Republica
Castillo asumió en medio de la esperanza de millares de compatriotas, pero también inquietud del sector privado. Foto: AFP
Mundo LR

La reina Isabel II del Reino Unido felicitó a Pedro Castillo a través de Kate Harrisson, embajadora británica en Perú, el mismo día en que este juró como nuevo presidente del bicentenario. El detalle fue compartido vía Twitter por la diplomática, quien se mostró dispuesta a “fortalecer aún mas” la relación entre ambas naciones.

“Tuve la oportunidad de saludar y felicitar personalmente al presidente Castillo y la vicepresidenta Dina Boluarte. Les expresé mis deseos de fortalecer aún más la relación Perú-UK. A su vez, les hice entregar un mensaje de felicitación enviado por Su Majestad la reina”, escribió Harrisson este miércoles 28 de julio.

Ataviado con su tradicional sombrero chotano de paja y ala ancha, y un terno con motivos indígenas, Pedro Castillo recibió los símbolos del poder del Estado de manos de la presidenta del Congreso, María del Carmen Alva.

En la sobria ceremonia estuvieron presentes todos los representantes de los poderes del Estado y el Congreso en pleno, así como familiares cercanos del mandatario.

Castillo asumió en medio de la esperanza de millares de compatriotas, pero también inquietud del sector privado y buena parte de peruanos que temen un brusco giro hacia el socialismo luego de tres décadas de políticas liberales.

Tres horas después de la juramentación llegó a Lima el canciller del Gobierno venezolano de Nicolás Maduro, Jorge Arreaza, informó la agencia estatal Andina. Su visita marca un giro en la política exterior de Lima, que en 2019 reconoció al opositor Juan Guaidó como legítimo gobernante venezolano, igual que otros 60 países.

Venezuela fue tema recurrente en la campaña del balotaje, pues la candidata Fujimori afirmaba que Castillo pretendía seguir los pasos de Maduro. El ahora presidente ha negado, no obstante, ser “chavista” o querer copiar el modelo venezolano.

En la víspera, Pedro Castillo recibió una llamada telefónica del jefe de la diplomacia estadounidense, Antony Blinken, quien además de felicitarlo le dijo que Washington espera de él “un rol constructivo” respecto de Venezuela, Cuba y Nicaragua.

A la juramentación asistieron además el rey Felipe VI de España, cinco presidentes (Argentina, Bolivia, Colombia, Chile y Ecuador) y dos vicepresidentes (Brasil y Uruguay), así como un enviado del presidente estadounidense, Joe Biden, el secretario de Educación, Miguel Cardona.

Con información de EFE y AFP.