Argentina dará segunda dosis a quienes recibieron vacuna de forma irregular

Mundo LR

larepublica_pe

22 Feb 2021 | 12:39 h
Argentina está vacunando a la población contra el coronavirus a una velocidad menor a la prevista inicialmente por las autoridades. Foto: AFP
Argentina está vacunando a la población contra el coronavirus a una velocidad menor a la prevista inicialmente por las autoridades. Foto: AFP

Los vacunados VIP “van a recibir la segunda dosis porque es lo que corresponde”, afirmaron en Argentina, donde ya cayó el ministro de Salud por este escándalo.

El Gobierno de Argentina informó este lunes 22 de febrero que todas las personas que se vacunaron de forma irregular contra el coronavirus, en el marco de la trama llamada Vacunación VIP, “van a recibir la segunda dosis porque es lo que corresponde”.

El entorno del presidente Alberto Fernández le notificó al diario local La Nación que los inmunizados contra la COVID-19 recibirán la segunda dosis de la Sputnik V, la vacuna con la cual el país comenzó su campaña de inmunización.

El escándalo estalló el viernes 19 de febrero, cuando el periodista Horacio Verbitsky, de 79 años, contó en una radio que se vacunó en la sede del Ministerio de Salud —no en un hospital— gracias a su amistad con Ginés González García, el entonces ministro de Salud.

Tras conocerse este caso, a través de la prensa trascendieron otros más, entre ellos de políticos, sindicalistas y empresarios que fueron vacunados sin respetar el protocolo que se sigue para la población en general, por lo cual Fernández le pidió la renuncia al funcionario.

Lazy loaded component

El comité de expertos que asesoran al jefe de Estado avalaron la decisión de aplicarles la segunda dosis a todo este grupo de personas, las cuales no se han contabilizado hasta ahora.

“Uno debería, como acto médico para evitar la mala praxis, aplicar la segunda vacuna”, dijo el infectólogo Eduardo López al periódico argentino. “Ante la duda de si una sola dosis va a proteger al individuo, hay que vacunarlo. Esto corre en paralelo a si esto fue legal o ético”, aseveró.

Este hecho ocurre en un contexto en el que el país inmuniza a la población a una velocidad menor a la prevista inicialmente, ya que hasta el momento se recibieron menos dosis que las que se acordó para enero y febrero en el contrato de compra de la Sputnik V firmado con Rusia.

Con información de EFE