Acusan a España de pretender “controlar a los medios” para combatir las fake news

Según el Gobierno, esta medida, que le otorga poder para “supervisar” las campañas de desinformación, obedece a la estrategia europea para luchar contra las injerencias externas.

El portavoz de la Comisión Europea, Johannes Bahrke, considera que el protocolo del gobierno español tan solo actualiza el trabajo que venía de antes. Foto: Infobae
El portavoz de la Comisión Europea, Johannes Bahrke, considera que el protocolo del gobierno español tan solo actualiza el trabajo que venía de antes. Foto: Infobae
Mundo LR

La oposición en España acusó al gobierno de coalición progresista, entre el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y Podemos, de instaurar un órgano para “controlar a los medios” tras autorizar un protocolo contra las fake news.

Desde el gabinete que lidera el mandatario Pedro Sánchez afirmaron que siguen las directivas de la Unión Europea (UE) mientras las sociedades de la prensa denunciaron que no les hayan consultado previamente.

De acuerdo al gobierno español, este protocolo, que le brinda poder para “monitorear y vigilar” las campañas de desinformación, cumple con las estrategias europeas para “luchar contra las injerencias externas”.

En 2018, la UE aprobó un sistema de alerta rápida para reconocer mensajes que pretendan desestabilizar su estructura o la de sus países integrantes. El proyecto consiste en compartir información y buscar la procedencia de los ataques para contrarrestarlos.

Por su parte, la vicepresidenta de España, Carmen Calvo, expresó: “Estamos viviendo en un tiempo en el que en cualquier lugar del mundo la mentira se convierte en información y las democracias tienen que luchar contra esto porque forma parte de nuestro derecho constitucional”.

“Tal y como está escrito encierra múltiples ambigüedades. Aunque podría ser una herramienta cargada de buenas intenciones, depende de cómo y para qué se utilice y eso no queda claro en el texto”, señaló Alfonso Armada, titular de la sección española de Reporteros Sin Fronteras (RSF), a Infobae.

En ese contexto, en conversación con el medio argentino, el titular de la Asociación de la Prensa de Madrid (APM), Juan Caño, contó: “Existe el riesgo de que se desvirtúe el protocolo y decaiga en censura si no se exponen meridianamente sus funciones y quiénes las llevarán a cabo”.

Hasta el momento, la respuesta desde la Unión Europea ha sido favorable. “El objetivo de la orden ministerial es garantizar la participación de España en el plan de acción contra la desinformación”, sostuvo Johannes Bahrke, portavoz de la Comisión Europea.