Macron anuncia un nuevo confinamiento en Francia: “Espero que podamos celebrar la Navidad”

Mundo LR

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

28 Oct 2020 | 16:15 h
En un horario de máxima audiencia el presidente Macron anunció que Francia vuelve a un confinamiento estricto para frenar el brote de coronavirus. Foto: EFE
En un horario de máxima audiencia el presidente Macron anunció que Francia vuelve a un confinamiento estricto para frenar el brote de coronavirus. Foto: EFE

“El virus circula por Francia a una velocidad que incluso las previsiones más pesimistas no habían anticipado”, reconoció Macron. “Estamos desbordados por la aceleración repentina de la epidemia”.

El presidente francés, Emmanuel Macron, anunció este miércoles 28 de octubre un nuevo confinamiento nacional, de un mes y menos estricto que el impuesto en marzo, para intentar frenar la expansión de la pandemia de coronavirus.

Hace falta dar “un frenazo brutal a los contagios” para evitar el colapso de los hospitales, afirmó en una declaración televisada a la nación.

El mandatario precisó que esta nueva restricción se aplicará a partir de la medianoche del jueves al viernes, “como mínimo” hasta el próximo 1 de diciembre, y pidió la responsabilidad de todos para ralentizar esta segunda ola, que advirtió de que será “más dura y mortífera que la primera”.

“El virus circula por Francia a una velocidad que incluso las previsiones más pesimistas no habían anticipado. (...). Hay que reconocer que, como todos nuestros vecinos, estamos desbordados por la aceleración repentina de la epidemia”, reconoció Macron en su intervención en horario de máxima audiencia.

Lazy loaded component

Macron detalló que las escuelas seguirán abiertas y se generalizará de nuevo el teletrabajo y las visitas a residencias de ancianos y centros de dependencia estarán autorizadas.

“Las fábricas, las explotaciones agrícolas y las obras públicas seguirán funcionando. La economía no debe pararse ni hundirse”, señaló. Entre los comercios y establecimientos “no esenciales” que deberán cerrar están incluidos los bares y los restaurantes.

Al igual que la primavera pasada, los franceses “podrán salir de su casa solo para ir al trabajo, a una visita médica, para ayudar a un pariente, hacer las compras esenciales o salir brevemente a tomar el aire”, mencionó Macron.

Se requerirán declaraciones escritas que justifiquen la salida, dijo, sugiriendo que se volverán a imponer multas a los infractores.

Mapa de Europa señalando los confinamientos y toques de queda por el coronavirus. Infografía: AFP

“Si en dos semanas tenemos la situación bajo un mejor control, podremos revaluar las cosas y esperamos abrir algunos negocios, en particular para las vacaciones de Navidad”, sostuvo.

“Espero que podamos celebrar la Navidad y el Año Nuevo con la familia”, añadió.

En las últimas 24 horas, 372 nuevos pacientes con COVID-19 fueron ingresados a cuidados intensivos, por lo que ya son más de 3.000 los enfermos en estas unidades a nivel nacional.

El temor es ante todo la saturación de estas áreas, donde ya están ocupadas más de la mitad de las camas disponibles, en un país que superó esta semana los 50.000 contagios diarios, los 35.000 decesos desde marzo y el millón de casos.

Con información de EFE y AFP.

Video Recomendado

Lazy loaded component