El Procurador General Barr dice que la muerte de Jeffrey Epstein fue "una tormenta perfecta de desatinos". Foto: Difusión.

¿Una 'empresa criminal’ tras Epstein? Habla fiscal que revisó las imágenes de seguridad donde lo hallaron ahorcado

Escándalo en investigación. A tres meses de la muerte del magnate pedófilo, William Barr, fiscal general de EE. UU., aseguró todo fue una “tormenta perfecta de errores”.

Mundo LR
22 Nov 2019 | 14:35 h

William Barr, fiscal general de Estados Unidos, desató un escándalo tras afirmar que la muerte de Jeffrey Epstein, ocurrida el pasado agosto en la prisión de Manhattan donde estaba recluido por violación sexual, fue el resultado de “una tormenta perfecta de errores”.

En una entrevista con Associated Press, William Barr señaló que sus inquietudes fueron provocadas por numerosas irregularidades en el Centro Correccional Metropolitano en el Bajo Manhattan, donde hallaron ahorcado al magnate pedófilo.

PUEDES VER El príncipe Andrew, el favorito de la reina Isabel que se retiró por su vínculo con un pedófilo

Por entonces, el procurador prometió una investigación exhaustiva del inspector general del FBI y del Departamento de Justicia, Michael Horowitz. Tres meses después, ya hay avances de este trabajo.

Las declaraciones del magistrado llegan luego de que la directora de la Oficina de Prisiones, Kathleen Hawk Sawyer, testificó que los investigadores del FBI están buscando sobre si una “empresa criminal” puede haber jugado un papel.

William Barr reveló a Associated Press haber revisado personalmente las imágenes de seguridad que confirmaron que nadie ingresó al área donde Jeffrey Epstein murió aquella noche.

PUEDES VER Polémicas razones por las que se cree que pedófilo Epstein no se suicidó, sino que fue estrangulado

“Creo que era importante [que Epstein] tuviera un compañero de habitación allí con él y estamos investigando por qué eso no se hizo. Creo que todo indica que fue un error", aseveró.

La muerte de Jeffrey Epstein — amigo del ex presidente Bill Clinton, el presidente de Estados Unidos y el príncipe Andrew de Gran Bretaña— puso fin a la posibilidad de un juicio que habría involucrado a figuras prominentes y provocó un enojo generalizado porque ya no responderá por el delito de abuso sexual contra menores.

En esas circunstancias, William Barr apuntó finalmente que "se están haciendo buenos progresos, y espero que en un tiempo relativamente corto haya resultados tangibles”.

Video Recomendado