Mujer se convierte en la primera candidata afrodescendiente a la alcaldía de Florencia

Jhoselyn Valdez
25 M05 2019 | 11:25h

Antonella Bundu tiene 49 años y ha realizado labor social para erradicar la pobreza, el racismo y la xenofobia. Tiene la esperanza de ganar las elecciones municipales de su ciudad.

Una candidata a la Alcaldía de Florencia puede hacer historia en Italia, donde mañana se realizarán las elecciones municipales y al parlamento europeo. Se trata de Antonella Bundu, una mujer afrodescendiente que pugna por una cargo edil en medio de un país dominado por políticas ultranacionalistas.

A través de su candidatura, Antonella Bundu pretende hacerle frente a la xenofobia en Florencia. La postulante al sillón municipal tiene 49 años y ascendencia africana, pues su madre es italiana y su padre, natural de Sierra Leona.

PUEDES VER: Italia: Multarán a las ONG que salven vidas en el Mediterráneo

A pesar de no pertenecer a ningún partido político, Bundu se ha convertido en la principal candidata de la izquierda y será la única mujer, de nueve en total, en postular a la alcaldía de Florencia. Sus principales rivales son: Darío Nardella (Partido Demócrata) y Ubaldo Bocci (La Liga).

De llegar a la segunda vuelta de las elecciones municipales, Antonella Bundu deberá contar con los votos de centro izquierda del Partido Demócrata para asegurar su triunfo. Sin embargo, su principal contendor es el liguista Bocci, un empresario crítico de Festa della Liberazione, celebración que recuerda la salida del fascismo en 1945.

Bundu es activista de Oxfam, una organización sin fines de lucro que trabaja para erradicar la pobreza y diferencias sociales. Además, es hermana de un boxeador peso welter campeón del mundo.

PUEDES VER: Ellas le pidieron una foto a político homofóbico y se besaron por la diversidad

Aunque se muestra optimista sobre un triunfo este domingo, la candidata promete seguir luchando contra el Movimiento 5 Estrellas (M5E) y La Liga.

La desventaja que tendría Bundu en este proceso es que las elecciones para el parlamento europeo y los municipios se realizan el mismo día y estarían dominadas por el partido de Bocci y Matteo Salvini, actual vicepresidente y ministro del interior de Italia.

Las políticas de Salvini se mantiene en la línea de los euroescépticos y promete sacar a más de 500 000 inmigrantes de Italia, por lo que ha pedido hacer un censo de gitanos para poder echarlos.

Según Antonella Bundu, Italia se ha convertido en un país hundido en la intolerancia y el racismo, donde miles se han unido a grupos neofascistas, a más de 70 años de la muerte de Benito Mussolini.

PUEDES VER: Toneladas de plástico halladas en una isla del fin del mundo [FOTOS]

Antonella Bundu

Nació en Florencia, una ciudad italiana donde sus padres se conocieron a fines de los años sesenta. Luego de vivir en Sierra Leona durante su juventud, se mudó a Inglaterra donde vivió con sus padres en barrios marginales de la ciudad.

Antonella Bundu empezó a involucrarse en política a finales de los años ochenta.

"Mi compromiso nació en los barrios populares de Liverpool a fines de la década de 1980, donde vivía con mi familia y donde estallaron disturbios tras la crisis económica y el racismo. Allí comencé a participar activamente en la lucha política", contó a Firenze Today

Bundu se considera feminista y defensora de los derechos de los inmigrantes. Es madre de dos niñas y trabajó en Oxfam Italia organizando actividades de ayuda para refugiados. Según su visión, Italia debe ser multicultural y los derechos de las mujeres deben estar protegidos por ley.

PUEDES VER: Estados Unidos: Manguera de plástico es encontrada en estómago de delfín

Su candidatura a la alcaldía de Florencia se debe a que, hace unos meses, la invitaron a dar un discurso en el teatro Alfieri en su localidad e improvisó un mensaje sobre el racismo. Sus palabras impresionaron a los líderes de los partidos izquierdistas y le ofrecieron liderar la coalición en las elecciones.

Sus promesas de campaña están vinculadas a la redistribución del ingreso a través de impuestos a las propiedades más caras, concentrándose en ayudar a los sectores marginales de la ciudad que han sido duramente afectados por la ultimas crisis económicas.

Tras el anuncio de su candidatura, muchos florentinos se quejaron y argumentaron que el ingreso de Bundu a la política sería contraproducente para la izquierda. Incluso, afirmaron que la postulación de una mujer afrodescendiente sería una provocación para una Italia dominada por Salvini.

Antonella Bundu no se da por vencida y cree que los florentinos rechazarán las políticas de racismo y xenofobia. "Es triste que en el 2019 todavía nos extrañemos de que una mujer afrodescendiente pueda ser alcaldesa", señaló.

Video recomendado