Bolsonaro y Haddad prosiguen con mutuos ataques

En Brasil. El ultraderechista dice que Brasil no merece ser gobernado desde la cárcel, en alusión a la influencia de Lula en Haddad. Este le recuerda que defiende la tortura y la dictadura.

En Brasil. El ultraderechista dice que Brasil no merece ser gobernado desde la cárcel, en alusión a la influencia de Lula en Haddad. Este le recuerda que defiende la tortura y la dictadura.

El ultraderechista Jair Bolsonaro y el socialista Fernando Haddad, líderes en los sondeos de intención de voto para las presidenciales del domingo, prosiguieron sus ataques mutuos a poco de las elecciones más polarizadas e imprevisibles en las dos últimas décadas en Brasil.

Bolsonaro, en un mensaje en Twitter, insistió en que Brasil no merece ser gobernado desde la cárcel, en clara referencia al encarcelado Lula da Silva, ni por ahijados políticos de los presidiarios, ya que Haddad fue escogido por el expresidente como su sucesor en la disputa y acude a consultarlo semanalmente a la prisión.

Haddad, por su parte, aprovechó la presencia de la prensa en una caminata que hizo en Belo Horizonte para acusar a su rival de “atacar principios constitucionales como la democracia, la paz y la verdad”.

Bolsonaro insistió en erigirse como el candidato “anti-Lula” y “anticorrupción”, que le ha permitido canalizar gran parte de la insatisfacción por la crisis del país.

El socialista ha insistido en cuestionar el aprecio de Bolsonaro por la democracia y en recordar las declaraciones en que el ultraderechista defiende la dictadura, la tortura y hasta el cierre del Congreso.

En medio del ataque entre los dos rivales, Ciro Gomes, el tercero en los sondeos, insistió en que es el único capaz de derrotar a Bolsonaro en una eventual segunda vuelta. “Haddad no tiene ni la fuerza ni la energía ni la autoridad suficiente para enfrentar esa ola fascista que tomó cuenta de Brasil”, aseguró Gomes, candidato del PDT.

Bolsonaro es el favorito para la primera vuelta, con el 35 % de las simpatías, por delante de Haddad, con 22 %. Ambos están lejos del tercero, el laborista Gomes, quien se mantiene inalterado en un 11%. Como ninguno conseguirá más de la mitad de votos, tendrán que medirse en segunda vuelta el 28 de octubre

Te puede interesar


CONTINÚA
LEYENDO