Comas: PNP capturó a sujeto que asesinó a su exsuegro

Después de varios meses prófugo, los policías lo ubicaron en Comas. Entre las pertenencias incautadas, los agentes de la Unidad de Desactivación de Explosivos decomisaron una granada de guerra.

Agentes de la Unidad de Desactivación de Explosivos decomisaron una granada de guerra en la vivienda de Jhon Chacón. Foto: América TV
Agentes de la Unidad de Desactivación de Explosivos decomisaron una granada de guerra en la vivienda de Jhon Chacón. Foto: América TV
Sociedad LR

La madrugada del viernes 20 de agosto, la Policía Nacional del Perú dio con el paradero de Jhon Chacón Blanco, el ciudadano venezolano que mató al padre de su expareja de un disparo.

El asesinato ocurrió el pasado 17 de mayo y desde entonces estuvo prófugo. Incluso, desde la clandestinidad, continuó amenazando a la madre de sus hijos con asesinarla.

De acuerdo con el relato de Lingiber, hija de la víctima, su padre salió en su defensa el día que Chacón Blanco llegó a su casa a exigirle que hablara con él, pues si no lo hacía lanzaría una granada.

Luis Ubaldo Avilán Cerdeña, de 50 años, padre de Lingiber, trató de conversar con Chacón Blanco, y a pesar de pedirle en reiteradas ocasiones que deje de molestar a su hija, el asesino armó una trifulca y optó por sacar su arma de fuego y dispararle a sangre fría.

Luego de tres meses, John Chacón fue ubicado en una precaria casa ubicada en lo más alto de un cerro en Comas. Dentro de la habitación, la policía encontró una granada de guerra, por lo que fue necesaria la presencia de la Unidad de Desactivación de Explosivos (UDEX) para la retención del mismo.

Actualmente, el asesino de procedencia venezolana se encuentra en la Divincri a la espera de la decisión de un fiscal del Ministerio Público.

¿Dónde denunciar violencia contra la mujer?

Si usted ha sido o sabe de alguien que ha sido afectada o involucrada en hechos de violencia familiar o sexual, comuníquese de manera gratuita a la Línea 100 del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, que cuenta con un equipo especializado en “brindar información, orientación y soporte emocional”.

Además, la Línea 100 tiene la facultad de derivar los casos de violencia familiar o sexual más graves a los Centros de Emergencia Mujer o al Servicio de Atención Urgente. Este servicio atiende las 24 horas, todos los días del año (incluyendo feriados).