PRIMER TRIUNFO DE LA ERA REYNOSO - La Bicolor goleó 4-1 a El Salvador en el segundo amistoso
Sociedad

Detienen a mayor FAP que grababa a mujeres con cámara escondida en su zapatilla [VIDEO]

Sujeto fue intervenido cuando registraba en imágenes los cuerpos de mujeres frente a la Universidad de Lima en Surco.

Sujeto quiso sobornar a los agentes ofreciéndoles 500 soles para que lo dejaran en libertad. (Foto: Municipalidad de Surco)
Sujeto quiso sobornar a los agentes ofreciéndoles 500 soles para que lo dejaran en libertad. (Foto: Municipalidad de Surco)
Sociedad LR

Serenos de la Municipalidad de Surco detuvieron con ayuda de la Policía Nacional a un hombre acusado de grabar a mujeres en la vía pública. Condenable acto se llevaba a cabo con una pequeña cámara que tenía instalada en uno de sus zapatos.

Aldo Fallaque Bellina (38), un mayor de la Fuerza Aérea del Perú (FAP), fue visto con actitud sospechosa por el personal de Serenazgo frente al paradero de la Universidad de Lima, en la avenida Javier Prado.

Una de las cosas que más llamó la atención de los agentes fue que, a pesar de estar buen tiempo haciendo el ademán de esperar un bus de transporte público, el hombre nunca abordaba ninguno.

Lazy loaded component

Cuando se le hizo la requisa al sospechoso, se le encontró una pequeña filmadora camuflada en su zapatilla derecha, con la cual grababa a las mujeres que pasaban desde un ángulo contrapicado. Los policías y serenos ya lo habían visto realizando el mismo comportamiento hace dos días y desde entonces le hicieron seguimiento.

Tras ser intervenido, Fallaque Bellina quiso corromper a los agentes ofreciéndoles 500 soles para que lo dejaran en libertad. El intento de soborno quedó registrado por la cámara espía del patrullero del Serenazgo de Surco cuando era llevado a la comisaría de Monterrico.

“Lo intervenimos en el paradero Manuel Olguín. Al principio estaba sorprendido. Cuando lo hemos trasladado pidió que lo apoyemos”, contó el sereno Hugo Achas, quien participó en la captura del individuo.

Durante su traslado, el acosador admitió que captaba en imágenes a las mujeres porque le generaba placer.