“De los 550 policías llegados a Trujillo, 200 deben ir a Ascope”

Eduardo Gomez
27 May. 2019 | 08:56h

En La Libertad. Alcalde John Vargas señala que su jurisdicción tiene un alto índice de criminalidad que debe revertirse con refuerzos policiales que llegaron con el ministro del Interior el jueves último.

El alcalde de la provincia de Ascope, John Vargas Campos, expresó que de los 550 policías que el ministro del Interior, Carlos Morán Soto, trajo a Trujillo, unos 200 deberían ser enviados a su jurisdicción por ser una de las provincias con mayor índice delictivo.

“Veo con esperanza la llegada del nuevo jefe de la 3ª Macro Región Policial, el general Oscar Gonzales Rabanal. Él ha visitado ya nuestra provincia y ha sobrevolado la zona más peligrosa que es el centro poblado de Roma y el distrito de Casa Grande. Ha ofrecido llegar a plantear estrategias con los 8 alcaldes de la provincia de Ascope para acabar con la ola de criminalidad”, dijo Vargas.

PUEDES VER Sismo en Loreto: Un menor de 15 años de edad es la segunda víctima mortal [VIDEO]

Agregó que en esa línea, los refuerzos que integran unidades especiales de la Policía inicien operativos contra el hampa en Ascope. “Porque la población exige que se reabra el Puesto de Auxilio Rápido (PAR) de los centros poblados de Mocan y el de Licapa que están construidos, pero los cerraron debido a la falta de personal policial. Además, la gente también pide un PAR en los poblados de Sintuco y en Chiquitoy”, aseveró John Vargas.

El burgomaestre ascopano indicó que como presidente del Comité Provincial de Seguridad Ciudadana (Coprosec) de Ascope, se ha reunido con los alcaldes distritales y han levantado su voz porque es la única manera de que los escuchen.

“Ascope requiere también de una obra de envergadura. Jamás llegó la tercera etapa del Proyecto Especial Chavimochic (PECh) por los temas de corrupción de Odebrecht. Jamás se hizo el proyecto de represas de Ascope. Por eso venimos exigiendo que se nos respete”, puntualizó.

Sobre el prefecto

Vargas Campos también se refirió al pedido de varias autoridades contra el prefecto regional, Joseph Altamirano Vega, quien tiene una sentencia por agresión a una ciudadana.

“Yo soy muy respetuoso de los acuerdos de concejo, y ha habido uno del concejo provincial donde de 11 regidores, 10 han cuestionado la designación por los problemas en que se ha visto inmerso. Él debería dar un paso al costado”, consideró el alcalde.

Añadió que el regidor provincial de Ascope, Carlos Solano Libo, ha planteado que en un segundo acuerdo de concejo que se va a plantear al ministro del Interior, se exhorte a que no se nombre este tipo de personas en cargos tan importantes”, acotó.